Caso Matute Johns

Escrito por Pamela Rivero en noviembre de 2009

Motivados por el interés de seguir uno de los casos policiales más mediáticos de la última década,  decidimos retomar la hebra de la enredada madeja en que se convirtió el asesinato de Jorge Matute Johns, el universitario al que se le perdió el rastro en la discoteca La Cucaracha, en 1999, y cuyo cadáver fue encontrado accidentalmente cinco años más tarde en la ruta que une Concepción y Santa Juana.

Este mes se cumplen 10 años del día desde la desaparición de Coke. Una década de impunidad se cumple también para él o sus asesinos, mismos años en que la familia Matute Johns no ha conseguido, a pesar de todos sus esfuerzos, dar con la verdad de lo que sucedió aquel 20 de noviembre.

En nuestra edición de agosto, las declaraciones del psicólogo jurídico forense y  hermano de uno de los 7 jóvenes procesados por obstrucción a la justicia en esta misma causa, Cristian Araos, motivaron que el caso fuera reabierto por la justicia. Estaba sobreseído temporalmente desde fines de 2007.

Cristian Araos aseguró que en los nexos de los protagonistas que hicieron suya la investigación para su encubrimiento estaban las respuestas de quién mató a Jorge Matute Johns. Mencionó a “Fuerzas corruptas del Estado de Chile”, nos referimos, dijo, “específicamente a un grupo de civiles relacionados con la judicatura, a funcionarios públicos ligados a ambas instituciones policiales, y a un grupo proveniente del ámbito político, cuyos personeros son adictos y, por tanto, dependientes del abastecimiento de drogas a través de focos del narcotráfico”.

En octubre, en un segundo capítulo de la investigación iniciada por la periodista Sonnia Mendoza, el abogado David Sverlij ratificó los dichos de Cristian Araos y aseveró que la verdad de la muerte de JMJ estaba  oculta en el expediente del llamado caso Cártel del Carbón, la asociación ilícita para traficar drogas que en 2000 tuvo 14 procesados, entre ellos a su supuesto líder, Manuel Hernández (Mañungo), a quien  se relacionó con la muerte del joven penquista.

Al cumplirse 10 años de la muerte del universitario, un tercer capítulo recoge las declaraciones de un grupo de carabineros en servicio activo -dispuestos a aportar sus testimonios en la causa-  que relacionan a oficiales involucrados con una red de tráfico de droga, en la muerte de 3 uniformados y 3 civiles y también en la suerte que corrió “Coke” aquella noche en La Cucaracha. Una misma mano estaría detrás de todos estos decesos. Los nombres, las causas y las relaciones de estas muertes están claramente detallados en este reportaje que hoy ofrecemos a nuestros lectores, como parte de un  compromiso por aportar a la búsqueda de una verdad que responsablemente asumimos hace 4 meses.

Categoría: EditorialContiene: 0 Comentarios


Su Comentario


Las opiniones vertidas por diferentes columnistas en esta revista, como asimismo el contenido y forma de los avisos publicitarios, son de exclusiva responsabilidad de quienes los emiten o pagan por su inclusión, no teniendo Revista NOS, por tanto, ninguna responsabilidad en su contenido.
Se prohibe la reproducción total o parcial del contenido editorial y fotográfico de esta edición.
Revista Nos se reserva el derecho a borrar comentarios que no tengan relación con la temática del tema o que atenten al respeto y la libertadad de opinión de la demás personas que participan opinando en este medio.