Innovación en Biociencias y Biotecnología para impulsar el desarrollo económico

Escrito por Revista Nos en abril de 2017
col-uss-Patricio Oyanzún

Dr. Patricio Oyarzún Cayo Director del Magíster en Innovación en Biociencias y Bioingeniería Universidad San Sebastián

Chile ha mantenido una trayectoria de crecimiento económico sostenida. Sin embargo, los mercados globales evolucionan de manera vertiginosa y, hoy, el cambio tecnológico y la innovación son los motores que hacen posible la expansión de la actividad económica de los países.

Por ello, para proyectar nuestro desarrollo es imprescindible transitar hacia una economía basada en el conocimiento, lo que demanda la preparación de profesionales con formación avanzada en ciencia, tecnología e innovación, capaces de aprovechar las oportunidades que surgen de la investigación aplicada y la innovación tecnológica, incorporando conocimiento y creando valor en el tejido productivo. En este sentido, los avances en las áreas de las biociencias moleculares, la biotecnología, nanotecnología y bioingeniería han derivado en todo el mundo en nuevas oportunidades de emprendimiento y bionegocios, transformándose en herramientas de diferenciación y ventaja competitiva frente a empresas tradicionales.

La Facultad de Ingeniería y Tecnología de USS, sede Concepción, se hace eco de esta demanda formativa y ofrece un programa de Magíster en Innovación en Biociencias y Bioingeniería, que está dirigido a profesionales de distintas áreas de las biociencias e ingenierías químico-biológicas, y que integra en su plan de estudios un alto nivel de formación en ciencia y tecnología con especialización en las áreas de la gestión de la innovación, bionegocios y gestión tecnológica.

El desarrollo de competencias en estas áreas es imprescindible para implementar con éxito procesos de innovación científico-tecnológica en organizaciones privadas y desde la perspectiva de instituciones y organismos gubernamentales.

Las líneas de investigación que dan vida a este programa de postgrado abarcan áreas como la biotecnología de extremófilos (biominería y biorremediación), biosensores basados en nanopartículas de oro y puntos cuánticos (aplicaciones alimentarias y tecnológicas), producción de proteínas en sistemas recombinantes (bioprocesos), aplicaciones de bacterias probióticas, desarrollo de alimentos funcionales, bioinformática aplicada e inmunoinformática (diseño racional de vacunas de nueva generación), biotecnología vegetal y epigenética vegetal, detección molecular de patógenos y fisiología celular aplicada (métodos de diagnóstico precoz).

Los graduados estarán capacitados para desarrollar investigación aplicada de alto componente innovador y para implementar procesos de innovación científico-tecnológica que contribuyan a generar soluciones e incorporar conocimiento y valor en las organizaciones donde se desempeñen, en ámbitos tan diversos como la biotecnología, energía, agroindustria, alimentos, minería, sector forestal, acuícola, salud y de servicios. Estas áreas son la base de una bioeconomía emergente, cuyo desarrollo en nuestro país contribuirá a la transformación de una economía con base en los recursos naturales hacia una economía sustentable basada en conocimiento, creación de valor e innovación.

Categoría: ColumnasContiene: 0 Comentarios


Su Comentario


Las opiniones vertidas por diferentes columnistas en esta revista, como asimismo el contenido y forma de los avisos publicitarios, son de exclusiva responsabilidad de quienes los emiten o pagan por su inclusión, no teniendo Revista NOS, por tanto, ninguna responsabilidad en su contenido.
Se prohibe la reproducción total o parcial del contenido editorial y fotográfico de esta edición.
Revista Nos se reserva el derecho a borrar comentarios que no tengan relación con la temática del tema o que atenten al respeto y la libertadad de opinión de la demás personas que participan opinando en este medio.