Comentario posfallo

col-contrerasProf. Dr. Marcelo Contreras Hauser.
Abogado, Máster y Doctor en Derecho. D.Gr. en Criminología. Dr. en Ciencias Políticas y Sociología.

 

Una vez más la contemporaneidad no deja de sorprendernos. De lo último, el fallo de la Corte Internacional de Justicia (La Haya) que, inapelablemente, dirimió el conflicto entre Perú y Chile, haciéndolo con un criterio interpretativo más político -de política internacional- que jurídico ajustado a Derecho.
Así, todavía nos estamos preguntando ¿De adónde el criterio de las 80 millas? En la interpretación jurídica menos que en ninguna otra materia de este tipo es posible innovar fijando criterios antojadizos, que en aras de alguna intencionalidad equitativa el demiurgo o intérprete de la ley establezca a manera de rebuscado fundamento para con la sentencia definitiva.
Grave decisión. Es que las profundas aguas de la creación del Derecho no aceptan caprichos. En la materia en comento he sido por años profesor tanto en universidades chilenas como extranjeras. Los criterios interpretativos no son parcelas sin deslindes ni fronteras. Tanto así, que hoy Razonamiento Jurídico e Interpretación Jurídica constituyen ramos o asignaturas de estudios para los alumnos de Derecho en el tramo final de la carrera en distintas Facultades en  que he tenido el privilegio de enseñar por años.
Mi primera aproximación al tema la inicié como doctorando en la Universidad Complutense de Madrid y, muy particularmente, en la Academia Diplomática Española, más algún Máster en Estudios Internacionales. De allí entonces que mi tesis llevara como título Concepto, Naturaleza y Anchura del Mar Territorial, en pleno ambiente de la actual y vigente Tercera Conferencia sobre Derecho del Mar. Bibliotecas y similares de Europa y EE.UU. vinieron en mi socorro. Un solo texto de Chile, del reputadísimo especialista Orrego -tan de moda- sobre Derecho del Mar.
En ese tránsito de hace un cuarto de siglo largo hemos estado profesionalmente vinculados a la temática que hoy sustrae la atención de peruanos y chilenos. En ambos países las principales armas han sido sus cuadros de especialistas. Lamentablemente para nosotros nuestras dos más insignes e irremplazables figuras no pudieron estar presentes dados sus inesperados y consecutivos fallecimientos, me refiero a los embajadores y catedráticos Pedro Daza y Santiago Benadava. Imposible olvidar que ambos fueron pilares fundacionales de la entonces naciente Facultad de Derecho de la USS en Concepción, de la cual me honrara ser su primer Decano o Director por más de una década. Periodo en que en ese domicilio anidó en Chile el mejor cuadro académico en el ámbito internacional.
En lo sustantivo afirmamos que este no ha sido un buen fallo, dejando en su secuela interpretativa una serie de materias en el aire, y que son las que usted ve y escucha desde el mismo momento que el Tribunal dio a conocer su pronunciamiento. Por cierto si Daza y Benadava hubiesen estado entre nosotros habrían contribuido en mucho a mejorar la posición chilena.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES