De aprendiz a maestro

La educación universitaria ha sido durante las últimas décadas un desafío para pedagogos, expertos, instituciones y políticas de gobierno, alumnos y profesionales que se han ido incorporando en las aulas como docentes. La necesidad de aprender, perfeccionar, debatir y reflexionar desde y para la docencia universitaria se convierte entonces en una oportunidad de contribuir al crecimiento y fortalecimiento de la educación y nos permite construir un camino participativo  entre todos los actores.
Preparar jóvenes para una carrera profesional o un conocimiento específico no es suficiente para entrenarlos para su futuro desempeño. Es necesario habilitarlos con competencias profesionales, sólidos conocimientos, capaces de desempeñarse profesionalmente gracias a habilidades y destrezas, pero también preparados para continuar su aprendizaje en forma constante y permanente que les permita adaptarse a la velocidad y cambios implícitos en una sociedad global.
Junto con esto debemos potenciar la diversidad de nuestros futuros profesionales para que puedan enfrentar los distintos roles que deberán desempeñar en la sociedad. Para ello debemos reflexionar sobre los proyectos educativos aplicados en las distintas instituciones del país y extranjero, con el fin de profundizar los cambios que cada realidad socio cultural requiere y así complementarse.
La diversidad de nuestro país exige a todas las instituciones potenciar a cada uno de sus alumnos desde las realidades particulares y llevarlos a ser profesionales más competitivos, preparados para un medio que requiere con urgencia de innovación y creatividad como forma de sobrevivencia socio cultural, capaces de convertirse en artífices del destino de nuestra sociedad.
En los próximos meses nos veremos invadidos con propaganda de todas las instituciones de educación superior. Ahí está el desafío de los jóvenes, decidir qué institución los guiará realmente por la senda del aprender a descubrir de sus propios talentos y dificultades, de sus diferencias y de la diversidad, a remover sus mentes y desafiarlos a convertirse en el futuro de Chile, a mostrarles la ruta de aprendiz a maestro.
Soledad Garay Pita
Directora Carrera de Arquitectura
Universidad San Sebastián
Arquitecto, Diplomado en Docencia Universitaria, Directora Carrera de Arquitectura Universidad San Sebastián

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES