Diputado Jorge Sabag: “Sin la DC, la Nueva Mayoría es pura UP”

“La prueba de fuego es la reforma educacional. Si esto no funciona, va a ser difícil que el Gobierno vaya a recuperarse con las otras reformas. Es ahora o nunca”, asegura el timonel  demócratacristiano de la zona. Es de la capilla de Ignacio Walker y aunque su padre le enseñó a guardar la calma, despotrica en contra de los baluartes jóvenes del PC. “No tienen cultura democrática”, les recrimina mientras tira líneas de progreso para la Región con un SAG gringo que certificará la exportación de fruta y un aeropuerto alternativo a Carriel Sur instalados en Cabrero, la tierra de sus dominios.

Sabag hijo-2

Bien obediente de su padre, dice ser. Y de las recomendaciones del todavía poderoso exsenador Hosain Sabag Castillo atesora en especial una: “No pelees ni te agarres con nadie, porque eso no conduce a nada”, aunque ganas no le han faltado al diputado por el Distrito 42, Jorge Sabag Villalobos, de ponerle su combo a algunos en el hemiciclo por testarudos y democráticamente incultos.

-¿Le pegaría a Guillermo Teillier…?

“No, al él no; él es un osito…es la persona más agradable que hay. Los jóvenes son un poquito más agresivos, pero él es una persona muy sensata”.

Teillier manda, eso sí, a su patrulla juvenil -dice- y aunque los representantes comunistas, según él, no tengan cultura democrática, piensa que es bueno, en democracia, tenerlos sobre la mesa.

Hace unos días “decés” y “pecés” se abuenaron oficialmente, pero Sabag dice que de aquí en adelante la DC se hará respetar y no tolerará que el embajador de Chile en Uruguay, Eduardo Contreras, por ejemplo, persevere en la insolencia de considerar a su partido “golpista”.

En 2012, la Agrupación de Detenidos Desaparecidos representada por el mismo abogado Contreras interpuso una demanda -que tramita el ministro en visita Mario Carroza- en contra de los instigadores del Golpe de Estado de 1973. En la causa ya han declarado el dueño de El Mercurio, Agustín Edwards, y Pablo Rodríguez Grez, fundador del movimiento nacionalista Patria y Libertad y ex abogado de Augusto Pinochet. Próximamente debería comparecer Patricio Aylwin Azócar por su polémica frase al diario estadounidense The Washington Post, el 26 de agosto de 1973, donde dijo que si le daban a elegir entre “una dictadura marxista y una dictadura de nuestros militares, yo elegiría la segunda”.

Posponer esta diligencia judicial -que está pendiente, dice- es “la razón de Estado” que tuvo en cuenta la Presidenta Bachelet para no traer de vuelta al embajador Contreras tras sus polémicas declaraciones a la prensa uruguaya en orden a que el empresariado chileno estaba detrás de los bombazos en Santiago y que la DC instigó el golpe. Con Contreras en Chile, al día siguiente -precisa- “habría pedido la citación de don Patricio Aylwin a los tribunales y provocado un daño mayor a la Nueva Mayoría. ¿Se lo imagina, con 97 años compareciendo a un tribunal…?”.

Sabag, de 51 años y apellido libanés, presidente regional de la DC en la circunscripción Costa y diputado electo por el Distrito 42 desde 2006, con un 29,85 % de los sufragios, elevó su votación a un 45.85 % en 2014. Vive en Chiguayante, pero se lo pasa en Cabrero. Cuenta que su mujer y sus cuatro hijas de 9, 12, 13 y 14 años le reclaman su ausencia en casa. “Este trabajo es muy demandante”, se excusa, y poco tiempo le queda para acompañar a las niñas en sus tareas y leer historia, como le gusta, aunque ya se devoró las andanzas de Napoléon y Hernando de Magallanes.

Irónico a veces, este ingeniero civil por la PUC y abogado por la UDD, profesión que siguió estando casado, dice que es cosa juzgada ya el impasse con el Ministerio Público por el arriendo de sedes que le cuestionaron hace un par de años. “En vez de perseguir delincuentes, se obsesionaron con el caso político”, dice. 

Y agrega que un caso similar protagonizó el ex ministro de Hacienda, Andrés Velasco, por su eventual vinculación con el caso Penta. “Él es una amenaza para el establishment de la Nueva Mayoría, pero yo lo analizo como un fenómeno político como el de Sebastián Piñera y Evelyn Matthei en 1993. Ahí hubo un ánimo de dañar y acá, en lo de Velasco, creo que pasa lo mismo”.

Anticipa que, en este afán de hacer las cosas más transparentes, pronto entrará en vigencia la Ley del Lobby y los parlamentarios tendrán que hacer públicas todas las reuniones que celebren y con quién. Si en la Cámara de Diputados están votando la Ley de Pesca, por ejemplo, la gente tiene derecho a saber con quién se reunió tal o cual congresista en los últimos tres meses y “si están todos los industriales de la pesca, vamos a ver cómo está esa votación”.

El silencio del Gobierno

-Es evidente que en la DC hay una división entre quienes apoyan sin reservas al gobierno de Michelle Bachelet (senador Jorge Pizarrro, el sector de Ruiz-Esquide y el presidente de la Cámara de Diputados, Aldo Cornejo) y el que lidera Ignacio Walker y Gutenberg Martínez ¿Cómo resolverán sus diferencias sin que se produzca un nuevo quiebre interno como ocurrió antes con Adolfo Zaldívar (PRI) y los casos del Mapu y la Izquierda Cristiana en el pasado?

“El lunes tres de noviembre tuvimos un consejo nacional del partido con casi la totalidad de los consejeros nacionales. Hubo un diálogo muy enriquecedor para tomar posición frente a esta crisis que se ha estado viviendo en las últimas semanas en la Nueva Mayoría, a raíz de las declaraciones del embajador de Chile en Uruguay que nos injurió. Posteriormente, algunos parlamentarios PS -Fulvio Rossi y Fidel Espinoza- atacaron en duros términos a la DC y el Gobierno ha guardado silencio  frente a esos agravios. Eso nos obligó a replantearnos los términos de nuestra permanencia en la Nueva Mayoría”.

La DC -prosigue- es un partido reformista que está por los cambios dentro del programa de la Nueva Mayoría, pero sin renunciar a su capacidad de pensar y de deliberar. Una cosa es un programa de gobierno y otra la gobernabilidad y este programa. Sabemos que ésa es la columna vertebral del Gobierno, lo que nos articula de la A a la Z. Entre el PC y la DC, que hay un abismo de diferencia, lo que nos une es ese  programa de gobierno. Pero nuestras diferencias, nuestros matices, como ha dicho Ignacio Walker, están en que para unos el programa de gobierno es la Biblia y para otros, una guía programática que es perfectible en el Congreso, sobre todo con el aporte de la DC. 

Un solo botón de muestra, dice: Si se hubiera aprobado la Reforma Tributaria tal y como la presentó el Gobierno, una bajada regional habría significado la quiebra de Huachipato y, lo más probable, de Cementos Bío Bío, pues están intrínsecamente vinculadas. Si quiebra el acero el cemento también tambalea. Si no hubiese sido por el aporte de la DC que habló con el ministro de Hacienda y logró que la tasa de impuestos para el acero no fuera tan alta, esta reforma habría sido el réquiem para la Región del Biobío. Si caen esas dos empresas, la crisis habría sido tremenda. Para eso está la DC, para lograr los equilibrios.

Lo mismo pasó -agrega- con la Reforma Educacional: Si Ignacio Walker no levanta la voz por la compra de colegios con 5 mil millones de dólares, la educación particular subvencionada quedaría  tambaleando; aumentaríamos la posición del Estado, pero ¿y dónde vamos a dejar a ese millón 600 mil niños? La voz de la DC es fundamental para que este Gobierno tenga éxito y por eso es que nos han criticado, nos han tratado de acorralar y nos han descalificado. Por eso también en algunos sectores del PS y del PC he visto el ánimo de desalojar a la DC, pero la DC no puede renunciar a su vocación de centro, a su vocación humanista cristiana.

-¿Aún cuando los estén apaleando por todos lados?

 No estoy diciendo que no podamos renunciar a la Nueva Mayoría; pero no a nuestros principios que es el aporte –recalca- a este conglomerado.  Lo propio de la DC es aportar su visión de centro porque este conglomerado sin la DC es la UP y sabemos dónde terminó  la UP.  La DC tiene un rol, liderazgos que están actuando y que tendrán que seguir haciéndolo porque estamos recién empezando. Todavía no llegamos al tiempo de (cambios a) la Constitución ni a la Reforma Laboral. Ya se está viendo una desaceleración –muchos le echan la culpa al Gobierno anterior- pero sea como sea es algo que tendremos que enfrentar”.

-¿En qué minuto podrían agudizarse las cosas?

“El sistema Binominal está prácticamente resuelto. Es algo necesario, pero yo diría que podría haber algunos episodios (tensos) de la Reforma Laboral y el tema constitucional. Y todavía está en curso el de la Reforma Educacional. Tuvimos duros reproches en la Cámara de Diputados por una descoordinación política del Gobierno; lo hicimos ver al ministro Peñailillo en una cena que tuvimos el martes 4 de noviembre con los ministros Rincón y Elizalde. Fuimos el único partido leal en un ciento por ciento a la Presidenta en esta votación. Votamos todo lo que el Gobierno nos pidió. Y porque votamos en contra -algunos- de la indicación de penar el lucro con cárcel nos trataron de traidores, en circunstancias que esa indicación fue de las señoritas Karol Cariola y Camila Vallejos del PC, de Jackson y Boric. Ellos dijeron que el Gobierno los había respaldado en circunstancias que no es así. La prueba más fehaciente es que la Presidenta no va a reponer esa indicación en el Senado. Los otros partidos de la Nueva Mayoría no lo pueden decir, porque en represalia a esa indicación, ellos rechazaron el arriendo de los colegios particulares subvencionados. Sin el arriendo, nos guste o no, se van a cerrar miles de colegios subvencionados; no todos tienen la solvencia económica para ser dueños de su infraestructura”.

Y agrega: “La prueba de fuego del Gobierno es la Reforma Educacional. Si esto no funciona, va a ser difícil que el Gobierno vaya a recuperarse con las otras reformas. Es ahora o nunca. Hay desavenencias y muchas diferencias entre los miembros de la Nueva Mayoría en todo tipo de temas. Lo importante es que nos articulemos en torno al programa del Gobierno. Pero no como la Biblia, como lo entienden algunos, sino como una carta de navegación en que nosotros definamos cómo se va a llevar a cabo”.

-Cuando se hicieron parte de la Nueva Mayoría  ¿no visualizaron que podrían llegar a tener estas complicaciones estando el PC en el grupo? Para algunos la actitud actual de la DC les suena a oportunismo.  ¿Por qué siguieron adelante?

“Sí. Yo lo dije en el consejo nacional del lunes. Nosotros nunca discutimos al interior de la DC y ni siquiera de la Nueva Mayoría sobre la incorporación del PC.  Es algo que ocurrió. Es como si el pololo de su hija llegara a la casa y a usted no le gustara y tampoco a su marido. ¿Quién trajo a este gallo aquí? Entró porque apoyó a Michelle Bachelet en las primarias y nuestro candidato fue derrotado; el que perdió tiene que aceptar las condiciones del que ganó, y el PC entró de la mano, pero nunca hubo un debate de si esto era una coalición o un acuerdo político programático. Por eso es que Gutenberg Martínez ha dicho que tiene fecha de término: 11 de marzo de 2018. A mí me gustaría proyectar esta coalición, pero es un acuerdo político programático. No es como la Concertación que efectivamente se concertó; nos juntamos, nos pusimos de acuerdo y quedó escrito. Acá no. Con este pololo PC estamos en un periodo de ajuste en que nos estamos conociendo; hemos tenido unos primeros arañazos de Karol Cariola porque no votamos su indicación y el zarpazo del embajador de Chile en Uruguay. Le he preguntado a mis camaradas qué vamos a hacer cuando citen a don Patricio, un hombre de 97 años a declarar. O sea, si este pololo sigue fumando marihuana en la casa, va a tener que salir….”.

-¿Ellos o ustedes…?

“No, nosotros no; somos los dueños de casa. El pololo de mi hija tendrá que ver si fuma en el patio o se va”.

-¿Le faltó olfato, ojo político, a Ignacio Walker al no advertir esta situación?

“Sí. Como estábamos en un año electoral, hubo poca reflexión. Faltó pensar en cómo íbamos a seguir adelante. ¿Qué es esto? ¿Una alianza, una Concertación 2.0 o, simplemente, un acuerdo político programático? Es lo que ahora estamos definiendo, pero para ello necesitamos una sintonía con todos los partidos de la Nueva Mayoría y un respeto mutuo. Exigimos una cultura democrática, es decir, si yo no le voto su indicación, no me haga un escándalo por eso, no me tire piedras y menos me injurie. Cuando éramos Concertación, los acuerdos se respetaban”.

-¿Cómo visualiza la presencia de la bancada “joven”?

“Ellos han tirado el mantel hacia la Izquierda. Son jóvenes, nuevos, vienen del mundo estudiantil, un mundo idealista. Es bueno que sea así, pero han complicado las cosas porque les falta cultura democrática. La política de los acuerdos ellos la rechazan, esto es avanzar sin transar; pero creemos que la realidad no es tan en blanco y negro como ellos dicen. Al interior de la DC hay matices, en que sí o sí van a defender la indisolubilidad del acuerdo a pesar de los desagravios más grandes. Queremos construir un país inclusivo; no hacerlo en contra de alguien”.

-Dentro de la pugna interna de su partido ¿en cuál sector se siente más cómodo?

“En el de la mesa, con Ignacio Walker. Él ganó su elección gracias a esta Región, específicamente gracias a mi distrito, el 42”. 

-¿Y  ha hecho alguna concesión con los DC de esta zona?

“Hay un sentimiento de que él no ha hecho muchas concesiones a pesar de considerarnos sus íntimos. Los cariñitos siempre hacen bien sobre todo cuando son para personas que se han jugado por él”.

-¿Se ha debilitado la posición de la DC, diría, con la pérdida del senador Sabag?

“Sí. La DC se debilitó y también perdió peso específico en la Región porque había senadores que tenían una visión de más largo plazo. Yo acepté el desafío para tratar de fortalecer a la DC”.

-¿Y lo ha conseguido?

“En eso estamos; tenemos el desafío de las municipales y dentro de mis posibilidades estoy tratando de hacer un buen trabajo en las comunas para fortalecer al partido. Promover los liderazgos que existen y atraer otros para sacar adelante al partido y a Biobío”.

-¿A pesar de que la política y los políticos están tan mal evaluados?

“Tenemos al alcalde Álvaro Ortiz, a la concejala Alejandra Smith, Martín Zilic, Ángel Castro, Víctor Hugo Figueroa,  Ivonne Rivas. Tenemos nuevos liderazgos y muy motivados por la actividad política”.

-Pero las encuestas muestran a sólo dos políticos con mayor futuro: Jacqueline van Rysselberghe y Navarro…

“Estamos hablando de liderazgos emergentes, pensando en 10 ó 15 años más. La DC tiene muchos de esos liderazgos y estamos promoviéndolos para posicionarlos bien en las próximas municipales y parlamentarias”.

“El mejor intendente no está a diario en la prensa”

– Hablemos de la Región ¿Le preocupa que el actual intendente y militante de su partido tenga una baja presencia en las encuestas como autoridad regional? La encuesta Corbiobío de septiembre 2014 le atribuye sólo un 8,6 % de respaldo y en julio de 2014, más de un 52 % de los encuestados desconocía su gestión. ¿Es el mejor intendente que tenemos?

“El mejor intendente no es el que aparece más en la prensa. Su perfil es más bien bajo, pero es un hombre muy trabajador, tiene un liderazgo pero también ha tenido que hacer concesiones a todos los partidos de la Nueva Mayoría. Eso le ha hecho perder un poco de visibilidad a su acción. Se ha perdido en eso, sobre todo por las concesiones a los senadores de la Nueva Mayoría. Es un líder que está haciendo las cosas bien. Su agenda pro crecimiento para la Región va a dar sus frutos en su momento”.

-¿Y de qué manera con el alto desempleo que tenemos?

“Está haciendo una trabajo importante, pero silencioso, con todos los sectores para atraer inversión; son proyectos emblemáticos para la Región que necesitan del apoyo político del Gobierno para poder concretarse si no en estos cuatro años, dejarlos iniciados”.

-¿Y hacia dónde apuntan?

“A que ésta es una Región que tiene un gran potencial científico, universitario, industrial, forestal; la industrialización de la madera es un ejemplo importante que ha propuesto el intendente o la de la pesca artesanal para promover la pequeña y mediana empresa; son proyectos que todavía no han cuajado, pero él tiene una agenda y es lo más importante que puede dejar. Un intendente no se puede desgastar en el día a día, en el trabajo político que significa la administración de la Región; también tiene que dejar una huella. Hoy tenemos la posibilidad, porque somos mayoría, el país tiene recursos a pesar de la desaceleración y tiene que enfocarse en todo lo que sea potencialidades. Por eso hemos propuesto fortalecer el turismo y el intendente nos ha estado apoyando con eso. Son obras que a lo más podrán quedar iniciadas, en estudio durante este Gobierno, pero son obras de largo plazo”.

– Sí, pero ¿qué hay del plan estratégico regional del que incluso hemos escuchado al intendente invitando públicamente a participar a la ciudadanía? ¿Qué hay de concreto, o se quedó en el papel?

“No, lo que pasa es que no lo ha hecho público todavía, pero está haciendo un trabajo con los empresarios, con las pymes, con los actores políticos; hay un encuentro donde presentará un plan estratégico para esta Región, para levantarla. Huachipato está a medio morir saltando, la industria no anda bien; esta Región ha perdido competitividad por su alto costo de la energía eléctrica, entre otras cosas, aunque hemos conversado con el ministro de Energía. Todo eso requiere iniciativas locales, pero también del Gobierno para establecer un marco que favorezca la inversión y en eso podemos ayudar los parlamentarios: en establecer una legislación que incentive  la inversión”.

Tren, SAG gringo y aeropuerto

– Juéguesela diputado: ¿Cuándo se vería algo concreto?

“El primer semestre de 2015; ojalá antes que se cumpla un año de este Gobierno podamos tener una propuesta concreta”. 

-¿Y a qué apunta?

 “Algunas obras emblemáticas son la ruta costera Dichato-Cobquecura. Eso abriría el litoral a un sector desconocido de la Región y del país. Necesitamos un puente sobre el río Itata y avanzar en la ruta precordillerana para potenciar fuertemente el turismo. Necesitamos un ferrocarril, un acceso norte a Concepción desde Chillán, por la ruta del Itata. EFE ya inició los estudios de prefactibilidad. Eso es imprescindible porque las rutas están colapsadas, los accidentes se producen todos los días. Casi todos los trozos de los bosques van a parar a las carreteras y en camiones. Necesitamos llevarlo por Ferrocarriles y potenciar los puertos”.

 Respecto de otros avances, el parlamentario mencionó el “SAG gringo” que se instalará en Cabrero para certificar la fruta de la séptima, octava y novena regiones que vaya a Estados Unidos, trámite que hoy se cumple en Curicó, y daría pie para invertir en un aeropuerto en esta misma comuna, como lo pensaba el fallecido diputado Juan Lobos.

 “No lo he querido plantear para que no me digan que todo me lo quiero llevar para Cabrero, pero es algo que hay que estudiar, evaluar, porque –si tiene futuro- hay que potenciarlo. Los volúmenes de exportación de fruta pueden crecer en forma exponencial si hacemos bien las cosas. El aeropuerto de Carriel Sur, que está movilizando un millón de pasajeros, ya está quedando chico. La Región tiene que modernizarse y si toma fuerza con la exportación de frutas, podría pensarse en una aeropuerto con esos fines”.

Y podría potenciarse -piensa- por el despegue que podría alcanzar el mercado de la cereza en China. “Yo me entrevisté con inversionistas chinos que compraron propiedades para producir cerezas en Ñuble; comprar la producción de sus vecinos y abastecer las ciudades grandes de 30 o 40 millones de habitantes. Además de que la producción está libre de plagas, hay grandes posibilidades de acceder a esos mercados gigantescos”.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES