Divorcio en cifras

Según el Registro Civil, al 30 de septiembre se había incrementado el número de divorcios desde 22.447, el 2008, a 41.415 el 2009. En el mismo periodo los matrimonios han disminuido desde 57.404 a 42.142. Ambas cifras tienden a igualarse y se espera que a fines de este año  los divorcios sean mayores que los matrimonios celebrados.
Es una situación  alarmante que  parece un reflejo de la evolución que ha experimentado la sociedad chilena desde los años 40 del siglo pasado hasta nuestros días.
Así, por ejemplo, ha dejado de existir  el estigma de el separado o la separada, hoy incluso cuentan con programas de radio y televisión, fiestas especiales organizadas por centros de eventos y páginas web.
Por otro lado, el ambiente de nuestra sociedad respira un llamado al hedonismo, a disfrutar la vida antes de que se acabe la juventud y un matrimonio en que existen problemas de convivencia se mira como un obstáculo para ello. Sin embargo, no está claro que el matrimonio, como fin último y personal, esté fuera de la mente de los chilenos, más bien parece que las parejas esperan más de él que en el pasado y exigen  que les provea de romance y  felicidad permanente, sin hacerse cargo del esfuerzo que estos bienes requieren.
Sucede que cuando estas expectativas parecen no cumplirse, se recurre al expediente de la separación o el divorcio para, aun relativamente jóvenes, volver a contraer matrimonio buscando la esquiva perfección.
Pero ¿es así  en realidad? Por ello las cifras señaladas requieren de un estudio detallado que nos permita conocer, por ejemplo, el rango etáreo de las parejas divorciadas; cuáles  fueron las causales legales invocadas; si tuvieron  hijos o no y su número; si existía un historial de violencia intrafamiliar, física o sicológica, masculina o femenina;  nivel de ingresos de los cónyuges, etc.
En resumen, si queremos revertir estas cifras y fortalecer el matrimonio y la familia basada en él, se impone que organismos estatales realicen un estudio detallado de éstos y otros parámetros  a fin de que, más allá de las cifras gruesas, sepamos  hacia dónde se dirige nuestra sociedad.
Fernando Ruiz Astete
Abogado – Máster en Derecho
Profesor de Derecho Civil
Universidad San Sebastián.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES