Educación superior conectada con las comunidades

Roger Sepúlveda Carrasco
Rector Santo Tomás
Región del Biobío.

Durante agosto, Santo Tomás en la región del Biobío realizó la presentación de su nueva política de Vinculación con el Medio (VCM), una esperada carta de navegación que nos permite definir nuestra identidad y esencia de trabajo en esta área de gestión tan relevante para las instituciones de educación superior. De hecho, para nosotros constituye un eje estratégico de nuestro quehacer.
Así, a la luz de contextos sociales y económicos altamente desafiantes, la Universidad Santo Tomás, así como su Instituto Profesional y el Centro de Formación Técnica, orientan su quehacer desde el compromiso misional de contribuir al desarrollo del país, por medio de la formación de profesionales y graduados con competencias disciplinarias, de aprendizaje y personales.
Durante años se levantó -y con justa razón, a mi parecer- la crítica de que el quehacer académico se encontraba muy alejado de la ciudadanía, y que el avance del conocimiento y la investigación poco o nada contribuían a mejorar las condiciones de vida de las personas. En este sentido, por ejemplo, el desarrollo de un artículo comentando un paper que analizaba la investigación de otro autor, más allá de ser un ejercicio académico de contenido reflexivo y analístico de lo realizado por otro, efectivamente -en estricto rigor- no era un aporte concreto para nadie. A lo más, solo contribuía a difundir un conocimiento que finalmente -reitero- era comentado por otro autor.


Sin embargo, el surgimiento de políticas de VCM hizo posible romper este negativo paradigma de las casas de estudios cerradas a la comunidad, instaurando espacios de cooperación bidireccionales. De esta forma, nos nutrimos de la sociedad y de sus necesidades no resueltas, a la vez que -en la medida en que podemos generar iniciativas en conjunto-, nos es posible entregar un producto o un servicio que tenga un valor, y que sea reconocido y necesario para la comunidad. Obviamente, también debe cumplir con las condiciones de ser intencionado y de generar valor compartido, toda vez que la co-construcción de soluciones a las necesidades de la comunidad ya cuenta con un gran e irreemplazable valor social per se.
Asimismo, la experiencia de la VCM brinda un espacio de aprendizaje ideal para estudiantes, profesores y comunidad, quienes -desde el valor de la innovación social- se benefician de cómo hacemos honor a un compromiso que es transversal (o debiera serlo): aportar al desarrollo y avance de las comunidades y, sobre todo, de aquellas personas que se encuentran en situación de mayor carencia, debido a las asimetrías propias de las sociedades humanas en general.
Desde 2017 a la fecha, el área de Vinculación con el Medio en Santo Tomás ha tenido un crecimiento exponencial, tanto en la calidad de sus actividades como en cantidad de participantes. Las cifras avalan el trabajo que hemos hecho en nuestra misión de vincularnos con la sociedad, y especialmente en pro de los más vulnerables, cometido que toma fuerza con nuestro foco estratégico de Innovación Social. Aquí sí el desafío es transversal para todas las instituciones de educación superior, y se basa en seguir aportando al desarrollo de las comunidades.
Citando a San Alberto Hurtado, nuestro Personaje Sello 2022: “El hombre con sentido social no espera que se presenten ocasiones extraordinarias para actuar. Todas las situaciones son importantes para él, pues repercuten en sus hermanos”.

 

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES