EDUCAR PARA COMPETIR

¿Cómo  mejorar la competitividad y sobrevivir en el actual panorama financiero  mundial? fue la pregunta que en nuestro reportaje central decidimos plantear a un grupo de líderes gremiales y representantes de entidades productivas y de servicios del sur de Chile. Desde sus distintas miradas y realidades, estos actores accedieron a entregar las ideas y propuestas que, según ellos, ayudarían a sus respectivos sectores a enfrentar de mejor manera este complicado momento que está viviendo nuestra economía.
Apoyo decisivo para las Pymes, fortalecer la inversión en infraestructura, flexibilidad laboral y disminución de la carga tributaria, fueron las proposiciones transversales que recogimos en los diálogos con nuestros entrevistados, a las que se sumaron otras iniciativas atingentes a cada sector.
La idea de que la formación y especialización de capital humano debía adecuarse a las necesidades productivas del país, fue la propuesta que no sólo logró mayor consenso, sino que también fue considerada como un requisito urgente e indispensable para que el país alcanzara estándares competitivos de excelencia.
Un discurso dirigido hacia las entidades formadoras de profesionales y técnicos a quienes les corresponde dar respuesta a estos requerimientos a través de su oferta educativa.
Algunas instituciones han acusado recibo de este llamado, iniciando importantes reformas curriculares hacia la formación de competencias de acuerdo con los perfiles de egreso que, en la práctica, requieren las distintas disciplinas. Así también, otras han apostado por transformaciones más radicales, reduciendo los años de estudio destinados al pregrado y así estimular la educación continua hacia la especialización. Sin embargo estas necesidades aún no son consideradas por un porcentaje importante de la oferta formativa superior, una tarea pendiente que vale la pena observar de cerca para cautelar que la educación  superior chilena no sólo sea de calidad, sino que también entregue a los futuros profesionales aquellas competencias y habilidades que el país necesita.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES