El debate que falta

La crisis energética que hoy aproblema al mundo urge a que en Chile se diseñe, de una vez por todas, una política energética clara, segura, sustentable, a largo plazo y, sobre todo, ajena a los vaivenes internacionales y a las presiones de los productores de combustible que hoy hacen tiritar al planeta entero.
Desde distintos flancos se escuchan voces que claman por la diversificación de la matriz energética, para lidiar con el encarecimiento y la incertidumbre de abastecimiento que seguirán experimentando el gas natural y el petróleo en todo el orbe. Se habla de la promoción de energías renovables, se discute latamente sobre el futuro del proyecto HidroAysén en la Patagonia chilena, con mediáticas y costosa campañas que invitan a los chilenos a tomar posición en este debate. Pero hay una discusión que falta, y que hasta el momento se ha visto acotada al choque de dos posturas antagónicas, cuyos líderes llaman a engrosar sus filas con argumentos poco claros y bastante pasionales la mayoría de las veces.  No ha habido un debate social “informado” sobre la factibilidad y conveniencia del uso de energía nuclear en nuestro país. Nadie se ha preocupado de entregar información a la gente común y corriente para que a partir de una base “objetiva” pueda manifestar su opinión sobre este tema de tanta trascendencia para el futuro de Chile.
Esa razón motivó nuestro artículo sobre la energía nuclear en Chile: “Un salvavidas de uranio”, el  que a través de fuentes expertas y desprejuiciadas, dá luces sobre qué ocurriría en el país si un futuro gobierno decidiera construir una central de energía nuclear. Sabemos que al menos en la próxima década no tendremos electricidad producida por vía atómica, pero creemos que es la hora de promover una discusión seria al respecto. Más aún pensando que en un año más elegiremos un nuevo Presidente, quien debería, inexcusablemente, definir si decide o no explorar la opción nucleoeléctrica.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES