El orden de los alimentos en el refrigerador ayuda a su conservación

Mantener los alimentos en los envases adecuados y ordenados por niveles dentro del refrigerador son variables que pueden influir en su mejor conservación. La Guía de Alimentación Saludable del Programa Elige Vivir Sano sugiere que una forma de alargar la vida de frutas y verduras es poner una hoja de papel absorbente en el fondo del recipiente donde éstas se guarden. De esta manera, indica el manual, se absorbe el agua sobrante, que es una de las causas que acelera su envejecimiento. Para verduras de hoja, en cambio, sería más adecuado utilizar una centrífuga de verduras o dejarlas escurrir un tiempo luego de lavarlas.

La disposición de los alimentos en los diferentes compartimentos del refrigerador, que están expuestos a distintas temperaturas, también sumaría. Para ello, el orden debería ser el siguiente: en la primera bandeja deben estar los lácteos y embutidos, como yogurt, queso y mantequilla. En la segunda, alimentos cocinados, siempre fríos y guardados en envases y, en la tercera, las carnes y pescados crudos. Esta última es la zona más fría del refrigerador, que usualmente está por encima del cajón de las verduras y frutas. Toda esta disposición evita que puedan producirse goteos a otros alimentos.

La razón de por qué  frutas y verduras deben ir en los cajones está en que un exceso de frío podría deteriorar sus propiedades. La zona de la puerta, que es la menos fría de todo el aparato, es el lugar donde hay que ubicar productos que no precisan temperaturas demasiado bajas, como líquidos y frascos de vidrio.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES