Empresas Valmar: Queremos clientes felices de vivir en nuestros barrios

Generar barrios donde sus residentes disfruten de una mejor calidad de vida es el objetivo estratégico de Empresas Valmar. Con dos barrios ya consolidados a su haber, en sectores que se erigen como los de mayor plusvalía del Gran Concepción, ya planea la concreción de dos nuevos y ambiciosos desafíos: el comienzo de un nuevo barrio de 70 hectáreas en la salida norte de Concepción y, luego de varios años, retomar nuevamente los proyectos de edificación en altura. El primero: Mirador del Sol.

 
VALMAR interior-1Haciendo eco de su eslogan “Más tiempo para vivir en familia”, Brisa del Sol es hoy un barrio consolidado en el que conviven cerca de dos mil familias, en medio de un entorno natural, con equipamiento urbanístico de primer nivel, cerca de todo, y con acceso expedito a gran cantidad de servicios, lo que acorta los tiempos de traslado y permite, efectivamente, pasar más tiempo en familia, tiempo de calidad, no sólo por los servicios que ahí se encuentran, sino por su amable diseño, que invita a convivir con la vida silvestre y la ciudad.

Estas características no sólo son aportes a la calidad de vida de sus residentes, sino que también han convertido a este barrio en una excelente inversión gracias al constante aumento en la plusvalía del sector, tanto para el comercio como para la vivienda.

Asimismo, este diseño, que conjuga naturaleza, viviendas y equipamiento urbano, logró que en 2015 Brisa del Sol fuera seleccionado entre los mejores tres proyectos en el Premio Aporte Urbano, en la categoría de viviendas en extensión, que desde del año pasado entregan el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, la Asociación de Oficinas de Arquitectos de Chile y la CChC. “Fuimos el mejor proyecto privado con nuestro concepto de desarrollo de barrios, lo que nos hace pensar que, con él, Empresas Valmar ha hecho un aporte al país, a la Región, al Concepción Metropolitano y, especialmente, a nuestra querida ciudad puerto, Talcahuano. Este reconocimiento se debe al esfuerzo y al trabajo de un equipo multidisciplinario, cuya principal cualidad es poner cariño a lo que hacen”, afirma Sergio Jara, gerente general de Empresas Valmar.

Pero la historia de Brisa del Sol, hoy el barrio de mayor plusvalía del Gran Concepción, se remonta a 2002, cuando Empresas Valmar, tras desarrollar el exitoso proyecto de Lomas de San Andrés, quiso innovar nuevamente, fijando su atención en otro sector que no estaba desarrollado. Fue así que adquirió 165 hectáreas cercanas a la autopista que une Concepción con Talcahuano, “un campo que, en ese minuto, estaba a muy mal traer, con sus canales tapados y estaciones de riego destruidas, mostraba un panorama poco amigable, pero que hoy se ha constituido en el centro del Gran Concepción y, Brisa del Sol, en un ícono del desarrollo inmobiliario sustentable”.

“Lo que nos caracteriza como empresa es ser desarrolladores de barrios, en línea con las tendencias mundiales. Ejemplo de ello son Lomas de San Andrés y Brisa del Sol, ambos hoy en pleno desarrollo. Nuestro objetivo estratégico es simple, pero muy concreto: tener clientes felices de vivir en nuestros barrios y ver a sus familias desarrollarse en ellos. Nos ocupamos de orientar toda nuestra estrategia a lograr la total satisfacción de nuestros clientes y a ser un aporte al crecimiento ordenado de las ciudades”, afirma Nicolás Imschenetzky, presidente del directorio de Empresas Valmar.

Mejor calidad de vida

Siguiendo este objetivo han generado todas las condiciones para lograr la máxima satisfacción no sólo de quienes viven en sus barrios, sino también de quienes trabajan en ellos o, incluso, de quienes los lote CB_Panorama4visitan. Para ello, junto al alto estándar de calidad de sus viviendas, su privilegiada ubicación -en el centro neurálgico de la intercomuna-, la seguridad que brinda y su desarrollo armónico, considerando siempre las áreas verdes como un concepto integrador, también se han preocupado de habilitar los espacios necesarios para atraer a empresas prestadoras de servicios comerciales, educacionales y bancarios, entre otros, para instalarse en ellos.

“Al diseñar un barrio, pensamos cada detalle como si nosotros fuésemos a vivir allí. Es por ello que, buscando la satisfacción plena de sus residentes, buscamos que cuenten con la mayor cantidad de servicios posibles y que, ojalá, sus habitantes puedan trabajar o estudiar sin sacrificar largo tiempo en traslados, dotándolos de infraestructura de transporte suficiente, a lo que agregamos un factor clave: que sea amigable con el medio ambiente. Así lo hicimos en Brisa del Sol, donde destinamos gran cantidad de hectáreas a áreas verdes, en las que se pueden practicar deportes al aire libre, con un entorno natural, con canalización subterránea; con el canal Ifarle y los canaletos, en los que viven distintas especies de la fauna local, en armonía con quienes viven y trabajan aquí”, destaca Imschenetzky.

Así, sus barrios destacan por ser verdaderas ciudades satélite que entregan a sus residentes gran cantidad de servicios. En Brisa del Sol, por ejemplo, la comunidad cuenta con estación de servicio, farmacia, universidades y lugares de entretenimiento. A fines de año comenzaría la construcción de un stripcenter que incorporará a Versluys y un gimnasio, además de otras tiendas. Así también, durante el segundo semestre se iniciaría la construcción del Colegio Etchegoyen, que posibilitará a las familias de Brisa del Sol enviar a sus hijos a un establecimiento que estará a sólo pasos de sus casas, a la vez que se prevé el inicio de obras del Parque de Negocios, que permitirá a muchas personas trabajar allí. “Somos muy afortunados de que nuestros clientes, personas e instituciones nos privilegien al desarrollar su quehacer en nuestros barrios pero, así mismo, nos preocupa que algunos no sepan ser buenos vecinos y generen externalidades negativas al barrio. Me refiero a la falta de preocupación vial que han demostrado algunas instituciones educacionales, ubicadas en el sector, que no se han preocupado de ver lo que pasa en su entorno. Sabemos que desde que se mudaron a Brisa del Sol han triplicado su número de alumnos y no se han adaptado a eso”, detalla Imschenetzky.

Mirador del sol

El 2015 fue un buen año para Valmar que, durante varios años, sólo estaba en el mercado de la construcción y venta de casas en el segmento entre 2 mil y 4 mil UF. Sin embargo, el año pasado, al captar más del 25 % de la cuota de mercado de este segmento, se transformó en líder en venta de casas sobre 2 mil UF en el Gran Concepción. Este crecimiento, y la adaptación al mercado y necesidades de sus clientes, los llevó a pensar en retomar los proyectos de edificación en altura con Mirador del Sol.

Este atractivo proyecto, pensado tanto para inversionistas como para familias, contempla 112 departamentos, que van desde los 50 hasta los 70 m2,, y desde las 2.000 a las 3.000 UF, con fecha de entrega para febrero de 2017, por lo que aún se podrá comprar exento de IVA. “Introdujimos en ellos una innovación, algo que no se ve en departamentos de este metraje: un tercer dormitorio de las mismas dimensiones que el segundo. Habíamos visto que en los departamentos de tres dormitorios el último es demasiado pequeño y no funciona óptimamente como tal; incluso, los clientes hablaban de dos dormitorios y medio. Por ello, diseñamos dos dormitorios funcionales que fueran del mismo tamaño, lo que fue muy bien recibido. Y lo hicimos basados en la misma premisa que nos mueve a hacer todo de la mejor manera: tener clientes felices de ser parte de nuestros barrios”, enfatiza Jara.

Los departamentos cuentan, además, con una gran área común para desarrollar la vida al aire libre, espaciosos jardines, juegos infantiles, quincho, estacionamientos y un club house que permite a las familias efectuar sus celebraciones, además de espaciosas terrazas. “Sus grandes áreas verdes permitirán a quienes vivan en departamento, tener un gran patio que estará en este condominio, además de todo el entorno natural que brinda Brisa del Sol”.

Al igual que las casas que componen este barrio, los edificios también se construyeron bajo un modelo de eficiencia energética, que incorpora materiales y tecnología que reducen los puentes térmicos, lo que redunda en un ahorro de energía para los residentes, y un sistema de ventilación pasiva que permite mejorar el confort y la renovación adecuada del aire.

Nuevos desafíos

Paralelamente, Empresas Valmar ya trabaja en un nuevo proyecto, un barrio de características similares a Brisa del Sol, que estaría ubicado en el acceso norte de Concepción, y que comenzaría a plaza-3construirse en 2018. Este nuevo barrio, desarrollado en más de 70 hectáreas, contará con más de mil unidades de vivienda, en un segmento de mercado similar a Brisa del Sol; también integrará equipamiento, lugares de esparcimiento, grandes áreas verdes, ciclovías, y la habilitación de espacios adecuados para la llegada de servicios como strip center, colegios y estaciones de servicio, de modo que pueda transformarse en un nuevo polo de desarrollo para el Gran Concepción. “Nuevamente estamos en una gran ubicación, y trabajamos para dar una gran sorpresa a nuestra ciudad y, en especial, a quienes decidan vivir en este nuevo barrio”, asevera Imschenetzky.

Asimismo, siempre en la línea de “innovar para hacer más felices a sus clientes”, Valmar, integrada por una empresa desarrolladora de barrios, una constructora y una inmobiliaria, desde el año pasado tiene una nueva unidad estratégica: una importadora, encargada de buscar productos de la construcción, terminaciones y tecnología. “Entendemos que la compra de una vivienda, la principal inversión que hace una familia, significa una difícil decisión, que considera variables como la calidad, la responsabilidad en los plazos de entrega y un precio competitivo. Buscando su plena satisfacción es que desarrollamos esta nueva línea de negocio, que nos permite traer a Chile, sin golpear el bolsillo de nuestros clientes, productos que mejoren las terminaciones y entreguen una mejor respuesta y calidad a nuestros productos”, explica Sergio Jara.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES