Empresas Valmar: Reconocida entre las Mejores Empresas Chilenas 2017

Premiada como una compañía con “desempeño empresarial excepcional”, Valmar fue parte de los ganadores de la versión 2017 de este certamen. Estrategia, capacidad, compromiso y desempeño financiero fueron los factores evaluados por este programa internacional.

 

IMG_2127
Sergio Castillo, Antonio Ramos, Sergio Jara, Nicolás Imschenetzky y Ricardo Torres.

Orgullosos están en Empresas Valmar por el reconocimiento obtenido en noviembre en Santiago, en la ceremonia 2017 de Mejores Empresas Chilenas, certamen en el que fue la única compañía de la Región en recibir esta distinción.

Este premio, que por primera se otorgó en Chile, busca reconocer la excelencia de las empresas a través de un programa que mide su desempeño, comparte buenas prácticas y ayuda a elevar los estándares de la comunidad empresarial del país. En esta versión, el jurado estuvo compuesto por un panel de expertos, representantes de la auditora internacional Deloitte, de la Universidad Adolfo Ibáñez y de Banco Santander, quienes evaluaron a decenas de compañías midiendo los cuatro pilares claves del programa: Estrategia, Capacidad, Compromiso con el público interno y externo, y Desempeño Financiero.

Este premio es un reconocimiento a los 48 años de trayectoria de Empresas Valmar, compañía penquista que, desde la Región del Biobío, ha logrado aportar al desarrollo local y nacional, y convertirse en referente del “trabajo bien hecho”. Así lo señala su Presidente del Directorio, Nicolás Imschenetzky Ebensperger: “La empresa, creada en 1969 por Wladimir Imschenetzky Gan, y su hijo, Nicolás Imschenetzky Popov, ha logrado consolidarse gracias a su visión, la que hasta hoy se mantiene vigente. Si bien Valmar comenzó como contratista de otras empresas, y luego, tras la creación del subsidio habitacional, alcanzó un rol preponderante en proyectos de viviendas sociales, a fines de los ‘70 nació la idea de ser más que una constructora o inmobiliaria. Fue entonces cuando surgió el concepto de ‘desarrollar ciudad’, a través de proyectos inmobiliarios integrales”, detalla el directivo.

El primero de estos barrios es Lomas de San Andrés, que hoy destaca por contar con todos los servicios necesarios, además de amplias áreas verdes, lo que asegura una óptima calidad de vida a quienes viven en él. “Hoy, sin duda, este sector es el polo de desarrollo más importante del Gran Concepción. Los fundadores de Empresas Valmar decidieron comprar allí un gran paño de terreno, pues comprendieron que el sector de El Trébol se convertiría en el centro neurálgico de la intercomuna”, relata Imschenetzky.

Este modelo se siguió replicando en Lomas de San Andrés, donde se añadieron más terrenos a este mega proyecto, siguiéndole posteriormente los barrios de Las Salinas, Parque Intercomunal Empresarial San Andrés, Huachicoop, Villa Los Constructores y Lomas de San Sebastián, entre otros, los que se extienden desde la Región Metropolitana hasta la Región de La Araucanía.

DSC_7639A principios de 2001, siguiendo las directrices de lo que ya se había constituido en su sello como empresa, la creación de barrios integrales, decidieron adquirir más de 160 hectáreas cercanas a la autopista que une Concepción con Talcahuano para comenzar a construir otro ambicioso proyecto inmobiliario: Brisa del Sol, hoy también un sector absolutamente consolidado. “Todos los barrios que construimos los hacemos con cariño, cuidando cada detalle, de modo que quien viva allí pueda disfrutar de la mejor calidad de vida. Por ello, no sólo nos preocupamos de contruir casas o departamentos de excelente calidad, donde las personas se sientan cómodas y felices, sino que apuntamos a un concepto mucho más integral. Queremos ofrecer un lugar en el que sus residentes puedan beneficiarse de extensas áreas verdes, donde los niños pueden jugar, en los que se puedan practicar deportes al aire libre o apreciar la fauna local, pero también buscamos que sus residentes tengan a la mano la mayor cantidad posible de servicios: strip centers, supermercados, colegios, farmacias, servicentros, lugares de trabajo y de recreación. Para Empresas Valmar, la vivienda que nuestros clientes compran no termina fuera de la pared, o en el cerco de su casa, si no que son parte de un barrio donde sus habitantes realizan su vida, crecen y se transforman, en conjunto con los mejores espacios para vivir”, comenta Nicolás Imschenetzky.

Esa misma experiencia de vivir confortablemente, en medio de un barrio integral, es lo que quieren replicar en su nuevo proyecto que se ubicará en la salida norte de Concepción, el que planean empezar a construir durante 2018, y que contempla cerca de 2.000 viviendas.

 

El secreto del éxito

El haber sido reconocida entre las Mejores Empresas Chilenas, premio que vino a corolar su destacada trayectoria y su buena gestión, se debe, entre otras cosas, a que desde su creación Empresas Valmar ha puesto su foco en el cliente, identificando sus necesidades, y tomando el tiempo necesario para desarrollar cada producto “como si nosotros fuéramos a vivir allí. Para ello, ponemos todos nuestro esfuerzo en crear viviendas que respondan a sus requerimientos, de modo que cuando las personas las vean, sencillamente se enamoren de ellas. Ése es nuestro objetivo”, cuenta Sergio Jara, Gerente General de Empresas Valmar.

Pero su éxito también se basa en lo que llaman: Sistema Moderno de Gestión y Administración (SIMOGA), modelo creado por la compañía en los ‘90 como parte de su planificación estratégica, y que rige todo el quehacer de la empresa, midiendo las distintas variables del negocio y estableciendo claramente todos sus procedimientos. El SIMOGA está basado en cuatro pilares fundamentales: idioma común, control presupuestario, estrategia y control de gestión.

Valmar portada-1
Osvaldo Díaz, Nicolás Imschenetzky Popov, Claudio Lanas, Ricardo Torres, Claudio Sweet y Sergio Jara.

Sergio Jara explica: “Esto que denominamos idioma común implica que todos en Empresas Valmar manejamos los mismos conceptos; por lo tanto, no perdemos tiempo tratando de explicar lo que queremos decir, no hay tiempo perdido en discusiones acerca de lo que buscamos, sino que cada integrante de nuestra organización maneja este dialecto común que nos permite centrarnos en la productividad y en generar nuevos proyectos. Creo que éste es uno de los elementos que nos distingue, y que nos ha permitido ser reconocidos como una de las mejores empresas chilenas”.

En tanto, su sistema de control presupuestario implica un manejo financiero individual para cada uno de sus proyectos y áreas de negocio. Así, a diferencia de otras compañías, Empresas Valmar administra distintas cuentas bancarias para cada una de sus obras en construcción, las que son administradas en forma independiente. “Esto contribuye a un mayor orden y control presupuestario, y a un mejor conocimiento de hasta el último detalle de cada negocio o proyecto”.

El tercer elemento de esta apuesta empresarial la constituye una estrategia muy bien definida, la que está plasmada en un mapa estratégico, y en indicadores de control que, mes a mes, miden cada detalle de todos sus proyectos. Asimismo, apostando por concretar esta estrategia, Empresas Valmar permanentemente se preocupa de observar cuatro variables: el aspecto financiero, la satisfacción del cliente, sus procesos, y el clima laboral y la innovación. “Todo esto apunta a hacer efectiva nuestra estrategia, nuestro gran objetivo central, que es tener clientes felices de vivir en nuestros barrios. El centrarnos en los clientes hace que los buenos resultados numéricos vengan por añadidura”, comenta Jara.

El último elemento es el control de gestión, el que se concreta a través de comités periódicos, en los que se analizan y discuten los distintos temas en los cuales se encuentra involucrada la organización. En ellos, se asignan fechas y responsables para el cumplimiento de las diversas actividades de la empresa.

La constante búsqueda de satisfacer de mejor manera a sus clientes es lo que ha llevado a Empresas Valmar no sólo a ser reconocida entre las mejores de Chile, si no que también a pensar a largo plazo y a mantenerse ideando nuevas formas de responder a las necesidades de sus potenciales compradores. Para ello, no sólo se basan en su vasta experiencia desarrollando proyectos inmobiliarios, si no también en el know how de grandes empresas internacionales del rubro.

Así, siguiendo estrictos protocolos y dedicando mucho tiempo a desarrollar nuevas propuestas habitacionales, en las que el equipo completo intercambia opiniones y se retroalimenta de las distintas visiones de cada miembro del equipo, “tanto de la constructora, como de la inmobiliaria, de los arquitectos y de asesores externos”, Empresas Valmar ha logrado liderar el mercado regional, siempre en la línea de ser un aporte a la construcción de ciudad.

 

Nuevos proyectos

Buscando emular el éxito alcanzado por edificio Mirador del Sol, proyecto que marcó su retorno a la construcción en altura, Empresas Valmar ya trabaja en su segundo proyecto de este tipo, que también estará ubicado en Brisa del Sol. La nueva edificación contempla 115 departamentos, cuyos precios fluctuarán entre las 2.000 y las 3.500 UF. “Durante años nos abocamos fuertemente a la construcción de casas; de hecho, hoy tenemos una alta participación en este mercado en el Gran Concepción. Sin embargo, en un afán de siempre estar asumiendo nuevos desafíos, y apuntar a distintos públicos, nos aventuramos con Mirador del Sol, edificio cuyas unidades ya están vendidas casi completamente. Viendo los resultados obtenidos, quisimos comenzar este nuevo proyecto que sigue la línea de todas nuestras obras: un alto estándar de calidad”, comenta el Gerente General.

A paso firme, siguen avanzando en nuevos y ambiciosos proyectos, como el que hace poco comenzaron a concretar: un nuevo modelo de casa en Brisa del Sol, de casi 130 metros cuadrados, que cuenta con tres elementos diferenciadores. “Los clientes nos pedían espacios de cocina más grandes, una amplia sala de estar y un espacioso dormitorio matrimonial, y lo diseñamos. Es un producto pensado para familias con dos o tres hijos, que buscan disfrutar de amplios espacios”, comenta Jara.

Valmar-116Asimismo, ya se encuentra en etapa de diseño un nuevo proyecto en Lomas de San Andrés, donde Empresas Valmar ofrecerá innovadoras viviendas pensadas para familias jóvenes o profesionales solteros, cuyos precios estarán entre las 3.500 y las 4.500 UF.

Así, de la mano de varias líneas de negocios y de una amplia cartera de nuevos proyectos, en Empresas Valmar ya proyectan 2018 como un buen año. “Nuestros proyectos están en torno al millón de UF, lo que nos deja con una cuota importante del mercado de viviendas del Gran Concepción. Somos una empresa que piensa a largo plazo, y que cuenta con el compromiso de todos sus integrantes para concretar sus objetivos. Nunca hemos buscado ser los más grandes, pero sí los mejores. Eso significa que vamos a seguir trabajando fuerte para satisfacer a nuestros clientes, para que se enamoren de nuestros productos, y para seguir obteniendo reconocimientos como el que acabamos de lograr. Nos llena de orgullo ser premiados por hacer las cosas bien y a un estándar internacional, porque sabemos que, desde la Región, estamos aportamos al desarrollo local y nacional”, puntualiza Nicolás Imschenetzky.

 

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES