ENAP: Comprometida con el desarrollo sustentable y con la responsabilidad social empresarial

La Responsabilidad Social es un imperativo estratégico en la gestión empresarial de ENAP y todas sus unidades de negocio trabajan para lograr un crecimiento productivo sustentable, asegurando que la creación de valor económico vaya acompañada de la creación de valor  social y  ambiental.
ENAP entiende que la responsabilidad social empresarial es un compromiso con las personas,  el entorno y el país; es decir con los trabajadores y colaboradores externos, con las comunidades donde se encuentran sus unidades operativas, con las autoridades, consumidores, clientes y  la ciudadanía en general.
Para concretar lo anterior, la empresa monitorea de manera periódica su gestión de RSE y, desde hace tres años, hace público su desempeño económico, social y ambiental, a través del Reporte de RSE de ENAP, que utiliza la metodología internacional conocida como Global Reporting Initiative, GRI .
Además, este año incluyó el progreso que ha logrado en la implementación de los 10  principios del Pacto Global de Naciones Unidas, al cual se adhirió en el año 2006.

Soporte Energético para todos los chilenos

Fiel a los principios detallados, durante 2007  ENAP ha desarrollado  el rol de soporte energético de Chile, especialmente tras la crisis de suministro originada  en los sucesivos cortes de gas desde Argentina. Así, junto con atender la demanda normal para un país en crecimiento a través de la entrega del 85% de los combustibles que necesita el país, ENAP ha respondido a una exigencia mucho más alta para satisfacer  los elevados requerimientos del sector termoeléctrico que requiere diesel para evitar que el país quede “apagado”.
En paralelo, la Empresa continúa  acelerando proyectos que permitirán aumentar la diversificación de la matriz energética nacional, como es la construcción de la planta de Gas Natural Licuado  (GNL) en la bahía de Quintero; el desarrollo de la Geotermia; y el desarrollo de nuevas exploraciones de gas en Magallanes, donde además se realizó un exitoso proceso de licitación de diez bloques de exploración de hidrocarburos, inversión de US$267 millones, cuyos contratos Especiales de Operación Petrolera, CEOP, fueron firmados por prestigiosas compañías privadas, el pasado 30 de abril.
El cumplimiento de todos los objetivos descritos, ha sido posible gracias al compromiso de toda la organización, a través de la alianza estratégica suscrita entre los Trabajadores, la Empresa y el Gobierno y plasmada en el nuevo Plan Común de Empresa 2007-2011. Este Plan Común es la carta de navegación de la ENAP y permite sumar fuerzas y  alcanzar las metas fijadas en el Plan Estratégico de Negocios comprometido por la empresa para el quinquenio.

Medio Ambiente

En tanto, la gestión ambiental de ENAP y sus filiales está orientada al  desarrollo sustentable y a la producción limpia de sus operaciones. En tal sentido, vela por la protección del entorno; la prevención de impactos ambientales; el uso de las mejores prácticas y tecnologías bajo el concepto del mejoramiento continuo  y la producción de combustibles de alta calidad, con sólo 50 partes por millón de azufre, comparables a los utilizados en los estados más exigentes de Estados Unidos y  Europa.
Algunas iniciativas destacables en materia medioambiental son  la puesta en marcha  del Plan de Uso Racional de Humedales y la recuperación del Humedal Parque la Isla en la comuna de Concón, en la Quinta Región.
Por otra parte, durante el primer semestre de este año comenzará a operar la primera planta para capturar y producir dióxido de carbono (CO2), de manera conjunta entre ENAP e Indura en la comuna de Hualpén  y que concretó su certificación para la obtención de bonos de carbono bajo el Mecanismo  de Desarrollo Limpio (MDL), de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre cambio climático (Protocolo de Kioto).
Este es el primer proyecto en su tipo  a nivel mundial que ingresa  al sistema  MDL y la primera alianza público-privada para ejecutar un proyecto destinado a reducir las emisiones  de gases de efecto invernadero, financiando parte de la operación con el mecanismo de bonos de carbono.

ENAP y su entorno

ENAP contribuye  sostenidamente al desarrollo social y cultural, especialmente en las regiones y comunas donde desarrolla sus operaciones, tanto en Chile como en el exterior.
Por lo tanto, incorpora en su gestión los intereses de la comunidad,  a través del diálogo institucionalizado y  permanente con Mesas de Trabajo Tripartitas, inéditas entre las empresas del país, tanto en Refinería Bío Bío como en Refinería Aconcagua.
Estas Mesas reúnen a las Comunidades donde se encuentran sus Unidades Operativas a través de Juntas de Vecinos y Uniones Comunales; autoridades municipales y  ejecutivos de ENAP.
En ellas se desarrolla un diálogo formal sobre la gestión medioambiental de las unidades productivas  de ENAP; el desarrollo de proyectos; planes de seguridad, gestión de ruidos  y olores y monitoreo ambiental.
Tras el derrame ocurrido en Bahía San Vicente, se incorporó una nueva mesa de trabajo permanente con la Federación de Pescadores Artesanales de Bío Bío en el marco de la cual se trabaja en la ejecución de 9 proyectos de fomento productivo que beneficiarán a las distintas caletas que forman parte de la mesa.
Adicionalmente, la Empresa ejecuta un conjunto de iniciativas culturales, deportivas y recreativas y un programa de capacitación  que busca mejorar la empleabilidad  de los vecinos destinatarios de los cursos, iniciativas que, sin duda, contribuyen al mejoramiento de la calidad de vida de los miembros de cada comunidad.
En otro ámbito y preocupada por el desarrollo de las empresas regionales y en especial las mediana y pequeñas empresas que interactúan con ella, ENAP implementa junto a los organismos empresariales ASIVA en la V Región y  ASEXMA en la Región del Bío Bío, un programa de desarrollo para empresas proveedoras que les permita mejorar su gestión productiva, la de sus trabajadores y, por ende, su competitividad.
Sin duda, para ENAP, el país, como un todo,  es su horizonte de trabajo y su principal meta es contribuir al bienestar de toda la ciudadanía. Por ello orienta sus mejores esfuerzos  en esta dirección, convencida de que su desarrollo, en definitiva,  aporta al crecimiento de todos los chilenos.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES