Francisco Vidal: “A nadie le gusta soltar poder y recursos”

nos
El ex vocero de Gobierno y ex Ministro del Interior llegó hasta Concepción para hablar de regionalización y de las políticas para evitar el centralismo. Fiel a su personalidad distendida y locuaz, no esquivó temas y hasta defendió a la Presidente Bachelet de las críticas de la oposición.
Que Francisco Vidal Salinas es carismático no hay duda. Que tiene facilidad de palabra, tampoco, y quizás es eso lo que lo hace una figura política tan atractiva de escuchar, aunque no esté en el Gobierno. De visita en Concepción, con su locuacidad característica, se paró frente a empresarios y autoridades que asistieron al segundo desayuno de ACAN 2006, organizado por Revista Nos y Bio Bío Comunicaciones, para ahondar sobre las políticas que evitarían el centralismo en Chile. Con el conocimiento que le dio su paso por la Subdere, el actual Presidente del Directorio de TVN y también miembro del Directorio de BancoEstado, hizo un claro diagnóstico de los escollos que enfrentan las regiones para decidir el destino y la prioridad de sus inversiones y reconoció que, sobre todo en las altas esferas de Gobierno, el poder no se cede fácilmente.
El ex Ministro Zilic se quejó de las complicaciones que tiene un político de regiones en Santiago. ¿A tanto llega el centralismo que toca incluso esas esferas de poder?
No. Yo creo que el centralismo se expresa de otras maneras. No creo que el fenómeno que plantea Martín (Zilic) sea extensivo. No tiene que ver con personas. Creo más bien que tiene que ver con una cultura centralista que considera que el traspaso de decisiones, de poder y de recursos a ámbitos descentralizados coloca en riesgo el éxito de esas políticas. Y ahí viene la distorsión.
¿Cómo así?
Cuando yo fui Subdere luché para que aumentara la inversión de decisión regional, pero me encontré con la aprehensión de los ministros que decían “si pasamos esta cantidad de recursos qué garantía tenemos que sean bien usados desde el punto de vista de la gestión, de la distribución de los recursos”. Esta sí es una conducta paternalista, de decir: “yo sólo estoy en condiciones de hacerlo bien y estos muchachos (los consejeros regionales) no, porque vienen aprendiendo”.
Pero eso significa que el poder central subestima las capacidades de los miembros de los Consejos Regionales…Esto tiene dos dimensiones: a nadie le gusta soltar poder y recursos, y por otro lado está el argumento que no hay garantía, que lo que se transfiere será bien usado. No en el sentido de malversación, sino en políticas públicas técnicamente bien desplegadas. Pero yo diría que esto ha ido cambiando. No existe otra explicación de una creciente consideración y respeto a las Gobiernos Regionales que el aumento de la inversión de decisión regional, porque si hubiera primado el otro criterio, que es mejor dejarlo todo en Santiago, no habría existido un aumento, que en el caso del Gobierno de Lagos pasó de un 44 a un 57%..
Pero así y todo los Consejeros Regionales se quejan por la falta de poder decisión en las inversiones regionales. Como ejemplo, el 2005 en la Octava Región, de 400 proyectos, los consejeros decidieron efectivamente un 25 %. El resto fueron paquetes armados en Santiago que debían aceptar o rechazar.
Esa argumentación lleva en sí misma una derrota de la institucionalidad, porque si viene el paquete viene “completito” y la opción es rechazar o aceptar, si no hay acuerdo se rechaza no más pues.
Es que debe costar rechazar un proyecto que efectivamente es necesario. La queja del CORE es por la forma en que esos proyectos se gestionan….
Ahí hay un ejercicio de persuasión, de debate político, en términos de no ser un mero buzón, y para evitarlo se debe buscar los mecanismos para que la propuesta que viene empaquetada pueda tener márgenes de flexibilidad.
Estado Unitario
¿Cree Ud. que ayudaría a la descentralización que los Intendentes fuesen elegidos por votación popular?
No, yo descarto por completo la elección popular de los intendentes. Nosotros tenemos una tradición de país unitario. No me imagino una región que producto de la elección popular de sus intendentes tenga un signo político distinto al nivel central. Eso ocurre en algunos países del mundo, sin mayor complejidad, pero la tradición de Chile y su Estado unitario está muy arraigada.
¿Pero estaría de acuerdo con que las regiones retuvieran parte de los tributos que se originan en ella para aumentar sus presupuestos, como el 1% del IVA, por ejemplo?
Creo que cualquier alteración a la estructura tributaria tiene distorsiones. De las cosas que Chile tiene como patrimonio, reconocida por todos los sectores, es una conducción macroeconómica de sus finanzas absolutamente regulada y exitosa. Y creo que parte de ese éxito tiene que ver con la decisión y voluntad política, pero también con no generar instrumentos dispersos que tiendan al desorden. Entonces, si dejamos un punto del IVA en regiones, después puede ser un segundo y luego cómo financiamos las políticas nacionales que a su vez se expresan en el territorio.
Pero eso no es una actitud paternalista…
No, es una cuestión de ser responsable, porque la experiencia histórica de otros países es que cuando has soltado la recaudación tributaria a nivel provincial o regional y no tienes control alguno sobre el gasto derivado de esos ingresos, el déficit lo termina pagando todo el país.
Sintonía con sangre
El pasado 11 de abril, Francisco Vidal asumió como presidente del directorio de TVN. Y aunque el ex vocero de Gobierno se maneja en estas lides, ahora le toca estar del otro lado y en el cargo de mayor responsabilidad del canal “de todos los chilenos”.
El año pasado el Presidente Lagos criticó a los medios por una excesiva cobertura de los temas policiales. ¿Cómo asume esas críticas ahora que está del otro lado?
Yo mantengo la posición que tenía mientras era parte del anterior gobierno. Cuando uno estudia cifras como las de Paz Ciudadana, que dicen que el 38% de los hogares ha sido víctima de algo, pero ve que la sensación de temor es del 80%. Alguien tiene que explicar cómo algo que le ocurre al 32% lo siente el 80%. Si la víctima no anda circulando de Arica a Punta Arenas contando que lo asaltaron, hay que reconocer que el único instrumento que socializa y hace visible el asalto al conjunto son los medios y particularmente la televisión.
¿Hubo alguna instrucción en TVN para mitigar esto?
Desde hace 4 meses la política editorial del canal consiste en que la delincuencia se muestra como uno de los temas más importantes en Chile, pero en una parrilla equilibrada. En consecuencia el “canal 7” hoy tiene la menor cobertura porcentual de informaciones policiales y judiciales dentro del noticiario central.
¿Y eso fue una decisión para ayudar al Gobierno?
No, fue una decisión incluso del jefe de prensa, un criterio periodístico. La mejor resolución y resultado de ello es que el noticiero más visto en Chile es 24 horas central. Como yo dije alguna vez: si alguien cree que va a ganar sintonía con sangre se equivoca, porque la demostración de TVN es que teniendo en promedio el 15% de su parrilla con hechos delictuales, ocupa el primer lugar sin discusión en la sintonía de la ciudadanía.

El futuro de Bachelet
Francisco Vidal es profesor de Historia y Geografía y Magister en Historia de la Universidad de Chile. Como tal, no titubea para analizar los gobiernos pasados y las situaciones de crisis que les ha tocado vivir. Dice que el actual Gobierno está en etapa de instalación, que reconoce como compleja para todas las administraciones. Con su particular humor, responde a los que se admiran por el escaso porcentaje de aprobación que da a la Presidente Bachelet la encuesta CEP y les imputa falta de memoria, pues no recuerdan que Lagos llegó a tener -en la misma encuesta- un 40% de aprobación y un 35% de rechazo: “Y miren como terminó, con un 71%”, advierte.
Ud. realmente cree que Bachelet finalizará su gobierno con un nivel de popularidad como el que tuvo Lagos.
No (titubea). Es que depende. Depende de los momentos, de las circunstancias, de los diseños, del papel de la oposición, del tiempo, de las políticas, de la economía de muchas otras variables.
Está por verse entonces
Mire. Un Gobierno bien instalado que confluye en la primera encuesta, porque no hay otra de la misma marca digamos, con un 46% , tiene un horizonte de crecimiento muy grande y eso es lo que esperamos todo.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES