Generando liderazgos positivos para la innovación social

Lifut es el nombre del innovador programa de la UdeC que busca impulsar el desarrollo social a través de la actividad deportiva amateur.

 

Hace algún tiempo, Corfo le planteó a las universidades de la zona un importante desafío: lograr impactar integralmente el desarrollo social de distintas comunidades a través del fomento de actividades deportivas amateur, reto que fue aceptado por la Universidad de Concepción.

Rafael Figueroa.

Así lo señala Rafael Figueroa, Director de Vinculación Social de la Vicerrectoría de Relaciones Instituciones y Vinculación con el Medio de la UdeC. La entidad hoy aloja al Lifut, Diplomado de Especialización en Liderazgo e Innovación en Gestión de Fútbol Amateur, programa de ocho meses de duración, cuya primera promoción está pronta a egresar. “El fútbol amateur mueve multitudes, y Concepción tiene historia de clubes de barrio que, de alguna manera, tributan a Deportes Concepción o a Arturo Fernández Vial. Sus dirigentes tienen el mérito de lograr cambiar la vida de los jóvenes de sus barrios, a la vez que, a través de estos clubes, se generan emprendimientos paralelos, como fabricación de ropa deportiva, elaboración de snacks saludables y área kinesiológica, entre otras”, explica Figueroa.

Es así que, motivados por la idea de apoyar esta iniciativa, la UdeC postuló a este proyecto y, en conjunto con la empresa Gesnova, llevan ya algunos meses de implementación. “El impacto ha sido tremendo, lo que nos ha llevado a estar en dos regiones: Ñuble y Biobío. Así, en Arauco, Concepción y Los Ángeles hemos desarrollado distintas actividades, como charlas, seminarios y escuelas de fútbol”. En ellas han participado connotados líderes de este deporte, como el expresidente de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional, Harold Mayne-Nicholls, y Hernán “Clavito” Godoy.

Respecto del Diplomado, la coordinadora de Lifut, Paola Hinojosa, detalla que se trata de un programa semanal, con clases viernes y sábado, lo que permite a los alumnos ir aplicando en su labor durante la semana los aprendizajes adquiridos. “Las principales herramientas que se entregan a los alumnos se refieren a comunicación efectiva, resolución de conflictos y negociación. Si bien es un programa universitario, no se exige a los postulantes contar con estudios superiores, sino sólo cuarto medio, aun cuando tenemos estudiantes que incluso ostentan postgrados. Es justamente esa diversidad la que permite enriquecer las clases desde el punto de vista del contenido”.

Figueroa también destaca que, entre los estudiantes del programa, hay gran presencia femenina, lo que se explica porque “cada vez son más las mujeres que se interesan por jugar fútbol a nivel amateur, o ser dirigentes”.

Añade que el objetivo central del programa es contribuir a generar una cultura que apunte a la construcción permanente de valor compartido a través del deporte y el emprendimiento. “Y el fútbol nos brinda el contexto perfecto, a la vez que permite relevar valores como liderazgo, juego limpio y estrategia, que son aspectos que se aplican a la innovación”.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES