Hospital Clínico del Sur fortalece su servicio y crece a nuevas áreas

hcs-1.jpgNo se trata sólo de un nuevo nombre, este recinto de salud heredero del legado del Hospital del Trabajador de Concepción, ampliará su oferta de especialidades, y generará convenios con todas las instituciones aseguradoras de salud para beneficiar a la comunidad de la Región.
 Cuando se piensa en salud, el paciente busca dos asuntos primordiales: confianza en una institución y atención de primera calidad. Esos conceptos marcan la irrupción del Hospital Clínico del Sur en Concepción, que heredó legado del Hospital del Trabajador y, a su vez, surgió como un gigante asociado a la red de salud más importante del país.
“El objetivo de esta red de clínicas privadas es poder traspasar las mejores prácticas que provienen del mundo de las mutualidades a la salud privada integral. Después de más de 20 años en que estas entidades sólo podían entregar atención en patologías circunscritas a la Ley de Accidentes del Trabajo y Enfermedades Profesionales, hoy existe la posibilidad de ofrecer bajo este modelo atenciones y otros servicios de salud a toda la comunidad”, explica Rodrigo Monsalve, gerente general de Hospital Clínico del Sur.
El ejecutivo señala que se busca cambiar la forma de entregar medicina, ampliar las especialidades y generar una oferta de servicio de acuerdo a las necesidades de cada una de las ciudades donde están presentes los centros de la red. En lo que concierne al HCS seguirá vinculado a la historia del Hospital del Trabajador, en el sentido de ser un centro de referencia del área de neurocirugía, traumatología y Unidad de Cuidado Intensivo (que es la más antigua del sector privado en la región) fortaleciendo esos servicios y, además, comenzar a expandir la oferta a otras áreas, como la cirugía y traumatología infantil, para en el 2011 comenzar con una maternidad y un área de neonatología.
“A través de esta gran columna vertebral que es la Red de Clínicas Regionales, logramos unir las mejores prácticas, las mejores experiencias que han sido probadas con éxito en otras partes del país para fortalecer nuestra atención, nuestros profesionales y brindar el mejor servicio a los pacientes”, recalca Monsalve.
En el primer mes de funcionamiento del Hospital Clínico del Sur, la Red de Clínicas Regionales desarrolló un seminario relacionado con las normas de acreditación de los servicios de salud, que impone el Ministerio del ramo y a principios de octubre realizará en Puerto Montt unas jornadas dedicadas a las enfermeras de todas las clínicas de la red para que compartan sus experiencias, específicamente en el área de pabellón. Lo anterior es signo de la preocupación por generar instancias de crecimiento y conectar el trabajo que se hace en cada punto de la red.
La noticia importante para los usuarios es que el HCS funciona en convenio con todas las isapres abiertas y Fonasa, de manera que el servicio de urgencia, los servicios de rayos y el área de hospitalización e intervenciones quirúrgicas, están cubiertas para la comunidad de la región, de acuerdo con su sistema previsional.
Es importante consignar, explica Monsalve, que el mercado de salud tiene complejidades propias. “Aquí interactúan en forma simultánea cuatro agentes que son: el cliente paciente; segundo, el médico; tercero, las aseguradoras, isapres o Fonasa, y, finalmente, los prestadores de salud, como nosotros. El único agente que tiene la posibilidad proporcionar confiabilidad en esta interrelación, somos los prestadores, pues somos quienes unimos las necesidades de salud del paciente, con las posibilidades de la entrega de atención médica con sus profesionales y el financiamiento de la aseguradora. En ese sentido, nuestra forma de trabajo apunta a ser muy confiables para estos tres actores y hacemos todos los esfuerzos para entregar una atención de óptima calidad, a un precio que sea absolutamente razonable”, puntualizó el ejecutivo, quien enfatiza que la principal aspiración es lograr que las personas elijan a HCS en el tiempo, ya que “en las atenciones en salud hay involucrado todo un grupo familiar con otras necesidades de salud, para lo que estamos haciendo inversiones y poder ampliar nuestra oferta”.
 El desafío es ambicioso, pues la intención del centro clínico es posicionarse a la altura de los establecimientos de salud de la capital para que las personas no tengan que enfrentarse cada vez que se someten a tratamientos de más envergadura a la disyuntiva de viajar a Santiago para optar a una atención más completa. “En la medida que todos los que actuamos en la industria de la salud privada prestigiemos nuestra actividad, vamos a tener más personas que preferirán quedarse en Concepción para confiarnos su salud. Eso nos permitirá hacer crecer el mercado local, potenciarlo y a su vez nos hará ser más eficiente en el uso de nuestros recursos, y satisfacer las necesidades de la salud pública que cada cierto tiempo recurre a otros oferentes de servicios para solucionar demandas puntuales”, destacó Monsalve.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES