LA PERSISTENCIA DE LA ALTA TASA DE DESEMPLEO

 Con la crisis económica que ha afectado a la economía chilena en el último año, se ha generado un gran aumento en la tasa de desocupación. En efecto, la tasa de desocupación bordea actualmente el 10,8 por ciento de la fuerza de trabajo, según el INE, y el 11,9 por ciento, según la Universidad de Chile. Esto, sin contar con los programas extraordinarios de empleo del Gobierno, que representan alrededor de 2,4 puntos porcentuales de la fuerza de trabajo, que si se sumaran a la tasa oficial, llevarían la desocupación a niveles superiores al 13 por ciento.
¿A qué se debe este gran incremento? La desocupación se incrementa por la diferencia entre los nuevos puestos de trabajo que crea la economía y el flujo de personas neto que se incorpora todos los años a la fuerza de trabajo. En el año 2008, la economía chilena generó 173 mil nuevos puestos de trabajo. Esto permitió absorber un incremento de la fuerza de trabajo de similar magnitud, manteniendo la tasa de desocupación constante. En el 2009, la economía chilena entró en recesión, con lo cual en vez de crearse nuevos puestos de trabajo, éstos se destruyeron.
El ritmo de destrucción de puestos de trabajo de los últimos meses es del orden de los 100 mil anual. Por otro lado, la fuerza de trabajo está creciendo a razón de otras 100 mil personas anuales. Esto significa que el pool de personas desocupadas se está incrementando a un ritmo de 200 mil personas anuales.
¿Qué se puede esperar en los próximos meses? En la medida que la economía toque fondo en estos meses y emprenda un proceso de crecimiento, ésta debiera dejar de destruir puestos de trabajo y empezar a crear nuevos. Sin embargo, el pool de desocupados va a seguir aumentando. Para que éste se estabilice, la economía debería estar creando al menos 100 mil nuevos puestos de trabajo, si la incorporación de nuevas personas a la fuerza de trabajo se mantiene al ritmo actual.
Si la fuerza de trabajo vuelve a crecer al ritmo promedio de la última década, se requiere crear 140 mil nuevos puestos de trabajo anuales.
Para lograr crear 140 mil puestos de trabajo, se necesita que la economía retome un ritmo de crecimiento positivo de, a lo menos, un 4,2 por ciento anual. Mientras la economía no vuelva a cifras de crecimiento de esta magnitud, la tasa de desocupación seguirá subiendo.
Erik Haindl Rondanelli
Economista
Decano Facultad de Economía y Negocios
Universidad San Sebastián.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES