Servicio de Ginecología, Obstetricia y Neonatología Hospital Clínico del Sur abrió nueva Unidad de Maternidad

Con una vasta experiencia profesional, un equipo de primer nivel y médico gineco obstetra en Servicio de Urgencia las 24 horas.

Históricamente, el Hospital Clínico del Sur (HCS) siempre estuvo relacionado con la atención traumatológica. Sin embargo, hoy se presenta con una completa Unidad de Ginecología, Obstetricia y Neonatología, servicios que se distinguen por su calidad profesional, infraestructura y equipamiento de primer nivel.
El Médico Jefe del Servicio Obstetricia y Ginecología, Lionel Correa Salgado, expresa que “hemos incorporado instrumental e infraestructura idóneas para instalar estos servicios. Nuestro primer objetivo fue modificar los espacios para acomodarlos de acuerdo con las necesidades de sus especialidades. De esta manera, las nuevas unidades del HCS cuentan con equipos e infraestructura que lo distinguen notoriamente de otros recintos de la Región del Biobío”.

Exclusividad

De acuerdo con el Dr. Correa, el Servicio de Obstetricia y Ginecología tiene para su uso exclusivo dos pabellones y sus respectivos equipos de alta tecnología. Además, cuenta con una sala de Parto Integral. “La paciente no se traslada en ningún momento, es decir, tiene su preparto, parto y puerperio en el mismo lugar, con las condiciones necesarias para cubrir todo el proceso”, explica el especialista.
También se modificó la sala de ingreso, permitiendo que la paciente llegue a un lugar especialmente acondicionado para atender sus urgencias ginecológicas. “En el primer piso tenemos la Sala de Urgencia, que fue implementada con mesas, monitores, lámparas y ecógrafos; en el segundo nivel se encuentran las salas integrales y los pabellones, y en el cuarto piso, las salas de hospitalización”, detalla el Dr. Correa.

Infraestructura de primera calidad

Según el Médico Jefe del Servicio de Neonatología del HCS, el Dr. Harry Landerer Christophers, “en nuestro Servicio se adquirieron equipos únicos en la Región del Biobío. Por ejemplo, contamos con incubadoras, cunas con calor radiante y otras especiales para procedimientos a niños que requieren mayores cuidados, por presentar alguna patología de mayor complejidad”, explica.
El profesional agrega que “entendemos que lo más preciado para una familia es la llegada del recién nacido. Y, velando por este principio, es que queremos que las madres se sientan felices, que tengan una atención en que prime la calidad humana, que sea personalizada, y que tengan la seguridad de que su hijo o hija recibirá la atención que necesite, sin lugar a dudas”.
Acorde con este planteamiento, el personal que trabaja en cada uno de los nuevos servicios del HCS cuenta con una vasta capacidad profesional. Así lo confirma Fabiola Yáñez, Coordinadora del Servicio de Obstetricia y Ginecología, quien comenta la importancia de contar con un personal capacitado y con experiencia.
“El Servicio se ha creado pensando en las necesidades de la población femenina de la Región del Biobío. Si bien existe la atención en estas especialidades en otros recintos de salud, el HCS es una alternativa en donde el profesionalismo y la calidad humana son primordiales, sobre todo pensando en ese momento tan importante como es el dar a luz”, afirma la matrona.

Un parto integral

Gracias a su experiencia y larga trayectoria, cada una de las matronas que se desempeñan en el área de maternidad y neonatología del recinto de salud, desarrolla y aplica técnicas que ciertamente benefician el proceso de parto de la paciente. “Nosotras, como matronas, sabemos, como parte de nuestra formación, lo importante que es fortalecer el apego entre el recién nacido y la mamá, a quien orientamos tanto en este tema de la vinculación con su bebé, como en otros más técnicos”, comenta.
En primera instancia, la futura madre ingresa con todas las indicaciones que su médico le ha entregado. Llega con su marido o el acompañante que ella desee incluir en este proceso. Luego, la paciente es atendida por una matrona y un técnico paramédico, quienes toman sus signos vitales, le hacen un examen obstétrico y una encuesta. Mientras tanto, ya se ha tomado contacto con su médico tratante, quien de inmediato entrega las indicaciones de cómo proceder. En caso de no poder ubicar al médico tratante, y que no exista un remplazante que él haya designado, el Servicio de Urgencia cuenta con un médico residente preparado para atender este proceso.
Mientras, la mamá es atendida en la Sala de Parto Integral, donde, tras dar a luz, queda en reposo alrededor de dos horas con el fin de que concluya su puerperio inmediato. En esta etapa, la matrona que la acompañó desde un inicio, la controla en todo momento.

Calidad en su servicio

Instalaciones completamente nuevas, equipos seleccionados por los jefes de las especialidades, quienes reclutan personalmente a cada uno de los miembros de sus servicios, son parte de las acciones “que convierten al Hospital Clínico del Sur en un recinto de primera categoría en el medio regional”, sostiene Fabiola Yáñez, agregando que otra de las condiciones diferenciadoras que presenta la Clínica es que se rige y cumple normativas que velan por la seguridad de sus pacientes y también de su personal. De esta manera “como equipo nuevo, continuamos la línea de calidad y compromiso con los pacientes que el HCS ha mantenido desde que comenzó a funcionar como tal”.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES