Tecnología y precisión en desabolladura y pintura

Treinta y tres profesionales altamente capacitados, instalaciones cómodas, repuestos originales y el mejor servicio de postventa garantizan tranquilidad a lo hora de reparar una colisión.


Un trabajo intenso es el que se vive por estos días en el Taller de Desabolladura y Pintura de Salazar Israel. Las primeras lluvias siempre se reflejan en el incremento de autos siniestrados que llegan hasta este lugar en donde el trabajo profesional se nota desde la entrada, con la recientemente inaugurada sala de recepción. Allí existe un equipo de profesionales que asesora al cliente en los trámites para activar su seguro, en caso de existir, o de hacer la evaluación y presupuesto para clientes particulares.
Celia Sobarzo, Jefe del Servicio Técnico Desabolladura de Salazar Israel comenta que un 90% de los vehículos que ingresa corresponde a colisionados que llegan vía seguro, y que las principales marcas son Kia, Subaru, Ssang Yong, Mitsubishi, Nissan, Audi, Volkswagen, Land Rovert, Volvo, Honda.
“Los autos, comenta, que son calificados con daño leve por lo general muestran rayones, topones; en caso de daño mediano, hay un mayor impacto en su carrocería y es grave cuando los autos se han volcado o colisionado”.
En el taller los daños menores ingresan a la línea rápida. “Una de nuestras garantías es que el cliente está informado de cada etapa de avance de la reparación. Tenemos un sistema que comunica vía mensaje de texto cuando su vehículo ingresa, por ejemplo, a horno, secado, y los tiempos de salida lo que trasparenta nuestro trabajo, ya que entendemos la importancia que cada cliente le da a su auto, muchas veces su herramienta de trabajo”, explica la profesional.
Dos cabinas de secado, mesa de estirado, laboratorio propio de colorimetría, sección de armado, uso de repuestos originales y el respaldo del importador avalan el servicio. “La desabolladura y la cuadratura de un vehículo requiere de precisión, un trabajo en donde el personal debe estar altamente capacitado y comprometido para lograr los estándares internacionales”, agrega Celia Sobarzo, quien destaca que las técnicas modernas hacen que esta etapa de reparación sea mínimamente invasiva. Luego, en la etapa de pintura, la marca empleada es Graxery y en Salazar Israel ya se trabaja en certificar el trabajo. En la actualidad la garantía es por un año; con la certificación será en forma directa con la marca internacional.

Repuestos originales

Los vehículos incorporan en sus diseños cada vez más tecnología, lo que implica que más elementos de seguridad pueden resultar dañados en una colisión. Por eso, explica Celia Sobarzo, es importante trabajar con los representantes de las marcas; reponer o calibrar sensores debe hacerse según los protocolos propios para que el auto no pierda su valor agregado. “Acá tenemos computadores que dan la alineación precisa, que pueden por ejemplo resetear la información del vehículo para que muestre correctamente sus fallas a futuro, pero el uso de repuestos originales está garantizado”, comenta.
La ejecutiva agregó que -quienes prefieren el uso de un repuesto homologado o alternativo- se arriesgan a un envejecimiento prematuro en el área óptica, esto es en plásticos y micas, y a que existan problemas de ajuste en latas: una puerta que no selle, filtre agua y con ello la oxidación de sus partes, entre otras.
Al taller de Salazar Israel, ubicado en Avenida Jorge Alessandri 1885 ingresa un promedio de 450 autos mensualmente. También lo hacen algunas marcas de camiones. Por lo mismo la seguridad del recinto implica una preocupación constante. Un ejemplo es el panel del control de llaves en donde la persona a cargo del trabajo ingresa un código que lo autoriza a manipular la máquina. Esto, explica Celia Sobarzo permite mantener un control permanente y asegurar confianza a los clientes.
Los 33 profesionales involucrados directamente en el proceso de reparación trabajan de lunes a viernes de 8.30 a 18.30 horas y sábados de 9 a 13 horas, y lo hacen bajo un estricto control de calidad pues el lema es: los detalles son importantes para un resultado final.
Quienes necesiten de mayor información pueden comunicarse al fono 600-8186000 .

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES