UNAB ofrece dos nuevas carreras a partir del 2012: Obstetricia e Ingeniería Civil en Minas

La necesidad de contar con profesionales altamente preparados para los requerimientos de la sociedad y para los desafíos que exige el futuro motivan la apertura para el próximo año de dos nuevas carreras en la sede Concepción de la Universidad Andrés Bello: Obstetricia e Ingeniería Civil en Minas.


El vicerrector  de la Universidad Andrés Bello, Sede Concepción, Octavio Enríquez Lorca, señala que iniciar cursos en estas dos carreras no es una decisión azarosa, sino que esta  renovación de la oferta académica de pregrado del plantel se inscribe en los principios estratégicos de calidad y de pertinencia social a los que adscribe la Universidad, con el fin de contribuir en forma efectiva al desarrollo de las personas, de la región y del país.
“Nuestros estudiantes adquirirán los conocimientos, habilidades y actitudes que les permitirán enfrentar el desafío de transformar su entorno”, apunta el vicerrector.

Obstetricia en la promoción del parto

Preparar profesionales que ayuden en la promoción y atención del parto es la razón de la apertura en la sede Concepción de la carrera de Obstetricia. La formación universitaria de las matronas en Chile se remonta a 1834, cuando se forma la primera escuela en la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile.
Carmen Soto, matrona y jefe de la carrera en la UNAB, afirma que la enseñanza universitaria de la profesión implica una formación científico humanista que incorpora temas desde las ciencias básicas hasta los temas propios de la disciplina y que entregan al profesional las herramientas para desempeñarse tanto en el campo laboral como también en investigación, docencia y gestión, además de permitir la continuación de estudios de posgrado.
El director de Obstetricia en la sede penquista de la UNAB, Jorge Cabrera Ditzel, añade que la obstetricia tendrá un enfoque en las personas, que se conseguirá a través de una malla curricular equilibrada entre la formación científica y la humanista, “algo que hoy no existe en las otras carreras que se imparten en el área de la salud”.
Agrega que otra razón es la que se relaciona con el desarrollo e implementación del programa gubernamental Chile Crece Contigo, que busca acompañar y seguir el desarrollo de los niños y niñas desde la gestación hasta su ingreso al sistema escolar, lo que exige mayor número de matronas para poder responder a este desafío con una atención de calidad. Añade que en 2009 se estimó un déficit de matronas de un 10% y que la existencia en la zona de una sola carrera de Obstetricia no alcanza para cubrir ese faltante.  Además -dice- estarán alineados con los objetivos prioritarios de la Organización Mundial de la Salud respecto de fomentar la formación de personal capacitado en la atención del embarazo, parto, puerperio y recién nacido. Aclara que en Chile el 99,7 por ciento de los partos son atendidos por profesionales capacitados y que en el sistema público esta atención de parto es realizada por matronas.

El sello UNAB

Convencidos de que las  carreras de la salud son de relación entre personas, y de ahí humanistas, el currículo amplía la formación en esta área, buscando “rehumanizar la atención en salud”, poniendo énfasis en temas, como la comunicación efectiva, lo que beneficiará a pacientes y a todo el equipo de salud.
“La  carrera  tiene  un diseño moderno e innovador, con una base de cursos de educación general transversal, inserta en una Red Internacional que permite la movilidad estudiantil. Está centrado, además, en el aprendizaje del alumno, con nuevas técnicas para este objetivo y que también  lo incorpora desde el primer semestre a  la práctica clínica en centros de atención primaria, para lo que se cuenta con exclusivos campos clínicos que garantizan la formación en Concepción, Talcahuano, San Pedro de la Paz y en los hospitales de Tomé, y Lirquén”, indica Jorge Cabrera.
Al final de los cinco años de estudio, los egresados obtendrán el título profesional de matrona o matrón, con la novedad de incorporar junto al título una especialidad, de acuerdo con su elección, que puede ser en Neonatología, Ginecología o Infertilidad, precisan los docentes.
Además, tendrán la posibilidad de optar por alguno de los programa de magíster que ofrece la UNAB: Obstetricia avanzada o Calidad de vida en el Climaterio y Senectud.
Carmen Soto precisa que la formación estará a cargo de profesionales de gran experiencia. Además de la existencia de convenios con maternidades donde podrán poner en práctica su aprendizaje.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES