Universidad San Sebastián: Veinte años de una sólida cultura de la calidad

uss-1Tras dos décadas de un sostenido crecimiento, la USS entra al Bicentenario con un innovador modelo educativo, donde el eje principal es el alumno y su formación integral.
Docentes de trayectoria, planes de apoyo para los estudiantes talentosos y un equipamiento de vanguardia e idóneo para las exigencias de hoy son los pilares del quehacer académico de la comunidad sebastiana.
Este año la Universidad San Sebastián ha tenido muchos y buenos motivos para celebrar. Su vigésimo aniversario la encuentra en un momento de notable vitalidad, con crecientes inversiones en su cuerpo académico e infraestructura, todo ello como parte del plan global que incluye a sus sedes en Concepción, Santiago, Valdivia, Osorno y Puerto Montt, y que tiene como propósito consolidar el modelo que forma profesionales integrales para el país.
El Premio Obra Bicentenario otorgado al Campus Las Tres Pascualas de la sede penquista, por constituir un hito urbanístico nacional entre 1960 y 2008 –el único galardonado de la Región del Biobío para ese período– vino a coronar el rol protagónico de esta casa de estudios en la Academia nacional y su relevancia como gestor educacional y social.
El 2009 se está cerrando con otro importante anuncio: la acreditación de la carrera de Medicina por cuatro años. La decisión, que constituye un motivo de profunda satisfacción para la comunidad sebastiana, estuvo basada en la calidad y excelencia, avalada por los nueve años de ejercicio de sus egresados.
Así, ad portas del Bicentenario, la Universidad San Sebastián consolida su modelo formativo que tiene como guía y meta establecer una poderosa cultura de la calidad, cuyos pilares son sus estudiantes, sus docentes y el equipamiento con que éstos cuentan para sus actividades académicas. Hoy, esta casa de estudios cuenta, a nivel nacional, con 2 mil 200 profesores y un universo estimado de 18 mil alumnos en programas de 42 carreras.

Modelo educativo

El estudiante es el centro del modelo educativo sebastiano, obligando al desarrollo de un proyecto que se caracteriza no sólo por definir el perfil del alumno, sino también por indagar las necesidades y exigencias del mercado y la sociedad.
En todas las carreras se trabaja en rediseños curriculares, incluyendo talleres de expertos, para contar con las características esenciales de un profesional adecuado a la realidad actual y futura. De estos estudios emana la actualización de las mallas curriculares, especialidades y enfoques formativos, así como el fomento de las “Comunidades Académicas”, que promueven el trabajo en equipo de los profesores que imparten las asignaturas a un mismo curso, a través de planificaciones integradas y la construcción conjunta de conocimientos.
“La USS está cierta que los desafíos centrales de la Educación Superior en Chile y en el mundo no pasan tanto por el método pedagógico-educativo, sino que son de una envergadura conceptual mucho más compleja y profunda”, señala el Rector Ricardo Riesco Jaramillo, añadiendo que “la sociedad del conocimiento y del saber plantea un escenario inédito, cualitativa y cuantitativamente diferente a lo conocido hasta ahora”.
El proyecto sebastiano tiene el propósito de titular profesionales que sean capaces de crear sus propios espacios, aprovechar las oportunidades que se les presentan, tener afán de una incansable y constante capacitación y perfeccionamiento; y –un punto fundamental– estar plenamente conscientes de su responsabilidad social.

Compromiso con los alumnos

La Universidad San Sebastián renueva constantemente el compromiso con sus alumnos. Para ellos se realizan permanentes e importantes convenios, a fin de favorecer prácticas profesionales, pasantías e intercambios.
En este ámbito, en 2009 sobresale la firma de importantes alianzas, que impactan directamente en el quehacer de las facultades de Medicina y Enfermería y Ciencias de la Salud. Algunos ejemplos elocuentes: los acuerdos con Cestas, el Instituto Ortopédico Rizzoli (ambos de Italia), el convenio de colaboración con las universidades de Concepción y Católica de la Santísima Concepción, que permitirá compartir campos clínicos y desarrollar proyectos conjuntos; y con el Hospital Clínico del Sur, que posibilitará a los estudiantes del área de la Salud realizar ahí sus prácticas.
Seis mil 500 egresados, en todo el país, forman parte del espíritu sebastiano. La red de postítulos de la USS cuenta con un millar de estudiantes durante el 2009, distribuidos en más de 40 programas, entre Diplomados, Magísteres y Postítulos. Los pre y postgrados se orientan permanentemente a la búsqueda de los profesionales más idóneos para ejercer las cátedras.
El perfeccionamiento es también una exigencia constante para los docentes. El Vicerrector de la Sede Concepción, Luis Alfonso Rivas Otárola, explica que “nuestro mejoramiento docente incluye diplomados para ellos, realizados hasta la fecha por 900 profesionales a nivel nacional, y con miras a multiplicarse”.
El proyecto que es hoy la Universidad San Sebastián se orienta a mejorar las condiciones propicias para el desarrollo de sus alumnos, considerando todas sus posibilidades. En este marco cobran relevancia las múltiples alternativas de becas a las que optan los sebastianos. Este aspecto fue destacado por la comisión de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde) y del Banco Mundial, que visitó a las entidades educacionales de la Región del Biobío en dos oportunidades, incluida la USS. Una de sus conclusiones arrojó, como fortaleza de la Universidad San Sebastián, su alto porcentaje de estudiantes becados. De hecho, el 76% del alumnado de la Sede Concepción goza de algún tipo de beneficio.

Fortalezas de un gran proyecto

Hace dos años, la Sede Concepción contaba con 29 mil metros cuadrados edificados para 5 mil 890 alumnos. En marzo pasado, la superficie construida creció a 41 mil metros para 7 mil 921 alumnos. De aquí al año 2013 se contempla una serie de nuevos avances, los que implicarán inversiones por cerca de 50 millones de dólares. El objetivo es concluir ese año una infraestructura de aproximadamente 80 mil metros cuadrados edificados para más de 11 mil alumnos.
El desarrollo de la Universidad San Sebastián se ha caracterizado por haber sido sólido y sostenido. No obstante, el año 2009 será recordado como el de mayor crecimiento en infraestructura. Algunos antecedentes ilustrativos: en Santiago fue inaugurado el Campus Bellavista –más de 27 mil metros cuadrados que albergarán a 3 mil 900 estudiantes–, mientras que en Concepción se agregaron dos nuevos edificios: un flamante casino para 600 alumnos, y un moderno edificio que, entre otras aulas y talleres, alberga una sala de litigación oral.
En el sur, la Sede Puerto Montt cuenta hoy con un Hospital Clínico Veterinario de animales mayores, de mil 200 metros cuadrados;  la “Plaza de los Sueños”, para el alumnado, y mejoras en su gimnasio. En el Campus Pilauco, de Osorno, se inauguró en noviembre pasado un moderno gimnasio de mil 970 metros cuadrados. Finalmente, en la Sede Valdivia se puso la primera piedra de su nuevo Campus, que constará de 10 mil metros cuadrados, que se agregarán a la infraestructura ya existente.
Todo este crecimiento va directamente ligado al reforzamiento de la calidad académica de la Universidad San Sebastián y la inclusión de nuevos programas.

Contribuyendo a su entorno

La Responsabilidad Social es un tópico que mueve con fuerza a la Universidad San Sebastián. En mayo de este año se estableció un convenio con la Municipalidad de Concepción para rescatar urbanística y ambientalmente el entorno del Campus Las Tres Pascualas. “Nos involucramos en el trabajo global desde una perspectiva multidisciplinaria, aportando los conocimientos y potencialidades de varias carreras y unidades de apoyo, para contribuir de manera integral al mejoramiento de la calidad ambiental de la laguna”, sostiene Luis Alfonso Rivas, agregando que “la universidad se encuentra inmersa en un entorno al que, por definición, debe aportar tanto en conocimientos como en desarrollo. Se ha contemplado el diseño completo de un parque, pensando en la comunidad de Concepción, como también el mejoramiento de accesos, la creación de un jardín botánico y la población del borde costero con especies nativas”.

Vida universitaria

El deporte y la recreación también forman parte importante del proyecto educativo de la USS. Los alumnos pueden participar en actividades extraprogramáticas, a través de talleres, como también de ramas deportivas.
Este centro de estudios posee lazos con la Ciudad Deportiva de Iván Zamorano, en Santiago, y en la Sede Concepción permanentemente se organizan encuentros de este tipo. Como ejemplo de esto último, sólo basta recordar el suceso que significó para la comunidad sebastiana la visita de Marcelo Bielsa, director técnico de la selección chilena de fútbol, quien llenó el gimnasio de Las Tres Pascualas con alumnos, docentes y funcionarios de la USS, en una actividad que tuvo repercusión a nivel nacional.
Un punto aparte también lo constituyen los “Trabajos de Verano”, de la Dirección de Asuntos Estudiantiles (DAE), que representan una pujante instancia de camaradería universitaria y ayuda social. Para 2010 contemplan el apoyo a la comuna de Antuco.
Conferencias, seminarios y congresos son una constante en la agenda de la USS. El hito de los 20 años de su fundación fue celebrado con tres magníficas exposiciones, a cargo del bioquímico Pablo Valenzuela, Premio Nacional de Ciencias Aplicadas y Tecnológicas 2002 y recientemente nombrado Doctor Scientiae Et Honoris Causa por esta casa de estudios; Monseñor Ricardo Ezzati, Arzobispo de Concepción, y Sergio Lavanchy, Rector de la Universidad de Concepción.
Se potencia de este modo una nueva etapa, que reconoce la historia de la Universidad San Sebastián y se proyecta mediante su crecimiento y su diversificación. Es el impulso Bicentenario con el que esta casa de estudios se inserta en un ascendente camino. En Concepción, ello es representado por un enclave al alero de la laguna Las Tres Pascualas que, más allá de ser un Premio Obra Bicentenario, constituye un mundo universitario en el que muchos viven y desarrollan los años que marcarán sus destinos profesionales. A nivel global, se traduce en la respuesta a las necesidades de la sociedad actual, con la creación de carreras innovadoras y de demanda creciente.

Nuevas carreras en Concepción

El próximo año comenzarán a impartirse en la sede penquista las carreras de Bachillerato en Ciencias de la Salud y Bioquímica, Contador Auditor (diurno y vespertino), las ingenierías en Conectividad y Redes, en Informática, en Telecomunicaciones e Industrial (vespertinas) y las pedagogías Básica en Inglés, en Lenguaje y Comunicación, y en Matemática.
Estas nuevas especialidades se suman a carreras emblemáticas, como Medicina, Odontología, Medicina Veterinaria, Ingeniería Civil en Biotecnología, Civil Industrial e Informática; Derecho, Arquitectura, Kinesiología, Química y Farmacia, Ingeniería Comercial, Enfermería, además de las pedagogías.

Un crecimiento global

“La expansión en Santiago de la Universidad San Sebastián no significa de modo alguno la disminución del interés ni del apoyo a los planes de desarrollo vigentes y futuros, previstos para cada una de las restantes sedes”, asegura el Rector Ricardo Riesco. “Aún cuando nació en Concepción, la identidad actual de la USS es mantener inalterada su condición de ser una universidad nacional”, agrega.
Riesco pone un énfasis especial en Concepción, sosteniendo que “la universidad tiene presupuestado para los próximos cuatro años, e incluso con planes arquitectónicos e ingenieriles muy avanzados, una fuerte inversión en la infraestructura de Las Tres Pascualas”.
Para la máxima autoridad académica sebastiana, son múltiples y evidentes los beneficios que reporta para el país la existencia de las diferentes sedes para sus respectivas regiones, para la identidad local, para el fortalecimiento de las familias y para el desarrollo sustentable y equilibrado de Chile.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES