Víctor Pérez Varela: El soldado de la primera línea de la UDI

victor-perez-1
En pleno año electoral, desde su cargo como Secretario General de  la UDI, pelea en la primera trinchera del frente de batalla. Acusa al Ministro del Interior, Edmundo Pérez Yoma, de haberse saltado las listas de transplantes de riñones; le responden fuerte desde la Concertación, pero no se inmuta, pues tiene clarísimo que la política “es sin llorar”. En plena crisis económica, denuncia cuáles son los principales problemas que afectan a su circunscripción y asegura que la UDI mantendrá su compromiso de apoyo a Sebastián Piñera en su carrera por la Presidencia de la República. No obstante, reconoce que hubieran preferido un candidato propio y se sincera frente a las peleas con RN por conformar la plantilla parlamentaria.
Político de trayectoria, Víctor Pérez Varela (54, casado, cuatro hijos) divide su tiempo en dos: desde un lado, es el Secretario General de la Unión Demócrata Independiente, puesto cuya exposición mediática incluye su pronunciamiento en toda clase de temas, desde la última polémica surgida durante la campaña presidencial a cuanta fiscalización y denuncia por fondos mal utilizados por el Gobierno exista. Por otra parte, desde el 11 de marzo de 2006 es senador por la Circunscripción Nº13 (Octava Región Cordillera), puesto desde el que integra las comisiones de Obras Públicas, Vivienda y Desarrollo Urbano y Gobierno Interior, Regionalización y Descentralización de la Cámara Alta.
Abogado en la Universidad de Concepción, su cercanía y conocimiento de la zona se remontan desde sus días como alcalde de Los Ángeles designado por el Régimen Militar (1981–1987). Hoy asegura estar preocupado principalmente por cuatro áreas; la primera, combatir los altos niveles de desempleo y síntomas de recesión que afectan a diversos sectores regionales; luego, concretar y aprobar un proyecto de reforma constitucional que permita traspasar facultades desde el Gobierno Central a las regiones, cuyo acuerdo general, asegura, fue entrabado por el Ministerio de la Secretaría General de la Presidencia; y, en tercer lugar, el resolver la urgente situación de los deudores hipotecarios, afectados principalmente en las zonas del Bío Bío y Ñuble. Cree que es urgente realizar un equilibrio en esta situación. “Son personas a las que en su momento el Estado les entregó una vivienda social o un subsidio de 90, 120 UF, y los llevó a endeudarse por el sistema financiero, cuando, si hoy esas personas estuvieran postulando -o sus hijos ya lo están haciendo- el subsidio sería a lo menos de 370 UF”, asegura.
Finalmente, su cuarta área de preocupación -donde coloca especial énfasis- se dirige a buscar soluciones que permitan aliviar la angustiosa situación económica que viven pequeños y medianos empresarios emprendedores de diversos sectores, como el agrícola, el lechero y el forestal.
-¿Qué soluciones propondría usted para un sector castigado como el ganadero, que incluso ha tenido que rematar sus animales?
-A ver, creo que aquí nosotros estamos en ausencia de una política de Estado en materia agrícola. No hay ningún programa de política en general para incentivar, ayudar y colaborar con nuestros pequeños y medianos emprendedores; ni desde el punto de vista tributario, ni desde el punto de vista de subsidio, ni de la capacitación. Entonces, lo que nosotros planteamos es que de una vez por todas establezcamos políticas de Estado para el pequeño y mediano emprendedor junto con el campo, el mundo rural. Y ahí se verá, en esas políticas, si estamos hablando de subsidios, de incentivos tributarios. Pero, parte de la base, de si al Estado chileno le interesa que existan estos pequeños y medianos. Hasta ahora tenemos un Gobierno que da la sensación que no le interesa, por lo tanto no hay ninguna medida que ayude; si el precio del producto se viene abajo, éste desaparece, y eso es lo que ha pasado.
-La Subsecretaria de Hacienda, María Olivia Recart, señaló que, básicamente, las medidas del Plan Fiscal se abocaban a lo macro a nivel país, y no a favorecer a determinados sectores ¿qué opina usted de ese enfoque?
-Yo creo que muchas de estas medidas para el pequeño y mediano empresario no tienen sentido,  porque su actividad está llegando a niveles cercanos a cero. Esas medidas tienen efecto en cuanto pueda llevar adelante un emprendimiento; pero si uno ve el mundo agrícola, la actividad del pequeño y mediano emprendedor está tendiendo a desaparecer. Por lo tanto, ésa es la equivocación del Gobierno, el establecer planes que sólo puedan favorecer a quienes puedan emprender actividades (…) Por ejemplo, la eliminación del timbre y estampillas puede ser muy atractiva cuando tú no eres sujeto de créditos; pero, si ningún banco hoy  le presta plata a un lechero o a un triguero, no tiene ningún sentido.

SU CERCANÍA CON LONGUEIRA

Como un guión con giros inesperados, los acontecimientos de los últimos meses, la irrupción de Marco Enríquez- Ominami en la campaña presidencial, la sorprendente popularidad que encuestas entregan a la Presidenta Michelle Bachelet, la discusión de diversos temas como el fideicomiso ciego y las peleas por cupos parlamentarios entre RN y la UDI, han otorgado un brío inesperado a lo que se pensaba sería una previsible y monótona jornada electoral. Sobre éstos y otros temas conversamos con el senador.
– Honestamente ¿está de acuerdo con la real necesidad de legislar respecto del tema del Fideicomiso Ciego? ¿No cree que podría alejar a gente que tuviera altos méritos técnicos y profesionales, pero que por tener un alto patrimonio se inhibida de participar del servicio público?
-Lo que es importante plantear aquí es el tema de la transparencia, que la gente sepa cuál es el patrimonio que tiene cada persona. Ése es el primer elemento, yo creo que nadie aquí en Chile tiene dudas de cuál es el patrimonio de Sebastián Piñera. No podemos decir lo mismo de los demás candidatos, de ministros o autoridades públicas, la gente no sabe, no tiene información (…) Respecto de tu pregunta, yo soy enemigo de todas las barreras de entrada para la actividad pública. Si alguien es exitoso profesionalmente, comercialmente, empresarialmente, y quiere dedicarse a la actividad pública, bienvenido sea. Yo incentivaría a que se incorporen, que lleven su éxito a la actividad del servicio público para mejorar lo que son nuestras políticas públicas.
-¿Qué opina de que Piñera haya mantenido la administración de Chilevisión luego del fideicomiso personal que realizó? En caso de ser Presidente de la República, además tendrá poder de voto y decisión sobre TVN, lo que lo dejaría con potestad sobre dos canales de televisión abierta…
-Yo separaría las dos cosas. Creo que hoy no existe ningún obstáculo para que Sebastián Piñera maneje Chilevisión siendo candidato. De hecho, todos los chilenos debieran estar muy tranquilos que Sebastián Piñera, mientras sea candidato, sea dueño de Chilevisión, porque es un medio que nadie hoy día acusa de no ser pluralista. Los chilenos están mucho más preocupados de cómo el Estado maneja La Nación y en algunos casos, cómo maneja Televisión Nacional, por lo tanto ahí no veo ninguna dificultad. Otra cosa distinta es al momento que asuma la Presidencia de la República. Yo creo que en ese momento Chilevisión debiera dejar de ser de propiedad del Presidente de la República. Mientras no lo sea, yo creo que es garantía para todos -para la Concertación en particular- de que el canal se va a manejar de una manera pluralista.
-Algunos analistas sostienen que la actual popularidad que las encuestas le entregan a la Presidenta Bachelet se debe, además de su simpatía personal, a un reconocimiento ciudadano a la gestión del Ministro de Hacienda en la conducción de la crisis económica ¿Comparte este análisis?
-A ver, no hay duda de que se actuó responsablemente. Recordemos que el propio candidato presidencial de la Concertación, Frei, planteaba que había que gastar miles de millones de dólares (de los excedentes del cobre). Por lo tanto, el hecho de actuar responsablemente en materia macroeconómica ahora nos ha permitido llevar adelante algunas políticas y programas que no hubiésemos podido financiar si no tuviéramos esos recursos… los países que no han tenido esos recursos han estado impedidos de hacerlo. Pero, te vuelvo a decir: en enero, la Presidenta de la República anunció un programa de apoyo ante las crisis de cuatro mil millones de dólares, que son tres mil no más, porque lo otro es recapitalizar Codelco. Pero, este es un Gobierno en que también se han perdido más de tres mil millones de dólares en las pérdidas de todas las empresas públicas; o sea, nos hemos compensado: por un lado, el anuncio de cuatro mil millones de dólares genera expectativas, muestra un Gobierno preocupado del asunto, pero tiene la otra cara de un Gobierno que ha despilfarrado recursos. El Transantiago sigue gastando 60 millones de dólares mensuales, y eso es un despilfarro evidente. Ahora, todo el mundo encuentra que no es culpable la Presidenta Bachelet, sino que el culpable es Ricardo Lagos.
-¿A quién perjudicará más el 10% (14% tras esta entrevista) de Marco Enríquez-Ominami que le otorgan las encuestas? ¿A Frei o a Piñera?
-Yo te diría que demuestra que la Concertación está profundamente dividida y hay dos almas que se están expresando. No es un cuento nuevo, se viene desarrollando hace mucho tiempo (…) cada día hay diferencias más irreconciliables, entre Frei, Enríquez-Ominami, Navarro y Arrate, son del mundo de la Concertación, plantean temas de la Concertación, el discurso es de la Concertación, por lo tanto, divide claramente al conglomerado. Tanto es así que hoy los diputados del PPD han salido a clamar por llegar a un acuerdo con Enríquez-Ominami. Si estuviera perjudicando a Piñera, tengo claridad que los diputados del PPD no estarían pidiendo llegar a ese acuerdo. No hay duda de que es la división de la Concertación lo que grafica a Enríquez-Ominami, por lo tanto, es allí donde estarán los principales daños electorales.
-Sin embargo, la Alianza también tiene dos almas distintas: la UDI y RN. Julio Dittborn señaló que “a lo mejor Pablo (Longueira) hubiera podido despegar”, refiriéndose  a la posible proclamación como candidato presidencial que pudo haber tenido Longueira hace un año y medio. Sinceramente, ¿cree que la UDI aún podría tener candidato propio si Sebastián Piñera se estanca en las encuestas?
-La UDI tomó una definición el 12 de diciembre de proclamar como candidato de la Alianza a Sebastián Piñera. Nosotros somos serios en política, hemos actuado siempre con mucha seriedad, y por lo tanto, esa es una definición que sin duda el Consejo General de la UDI va a ratificar (…) A mí me hubiera gustado Pablo Longueira, tanto así que yo fui el único dirigente de la UDI que proclamó a Pablo Longueira en su zona: en Los Ángeles, Pablo Longueira fue proclamado en una gran reunión. Si hubiese sido lo que a mí me hubiera gustado, indudablemente él habría sido mi candidato. Pero, en la realidad política marcó otro punto, por distintas razones que ya no vale la pena analizar, ni siquiera referirse. Tanto es así que yo he recorrido el norte del país, Valdivia y Punta Arenas con Pablo Longueira, hablando a cada uno de nuestros militantes que tenemos que asumir tareas y llevar adelante dos objetivos políticos fundamentales: uno, que Sebastián Piñera gane las presidenciales, y dos, sacar la mayoría en la Cámara de Diputados (…) Fíjate que en la Región del Bío Bío, de los catorce candidatos que lleva la Alianza -siete la UDI- Renovación tiene dos competitivos. Nosotros estamos solos en Lota; nosotros estamos solos en Coronel; nosotros estamos solos en Talcahuano. Por lo tanto, ése era, cuando sucedió lo de Monckeberg, nuestro alegato: decir, “¿sabe? Yo quiero competir en Providencia, pero también quiero competir en Lota, también quiero competir en Coronel, también quiero competir en Cerro Navia. Esto ya nos pasó en determinado momento, hace cuatro años, cuando en Concepción nosotros llevamos un candidato potente como Carlos Bombal, que sacó 23 puntos, y Renovación llevó un candidato irrelevante, y perdimos (…) estamos en todos lados, y en los lugares difíciles váyanse ustedes también a colaborar para lograr  el objetivo de que Sebastián Piñera tenga la mayoría en la Cámara de Diputados. Y eso no me parece que sea una cosa atroz, forma parte de la discusión a ocho meses de una elección, que sin duda la hacemos para resolver los problemas.
-¿Cómo piensan zanjar, hasta ahora, las duplas más complicadas para la Alianza en las próximas elecciones parlamentarias?
-(…) Parece que lo único que algunos creen es que están dispuestos a molestar o tratar de amagar la posibilidad de la UDI, y en los lugares difíciles nos dejan solos… Eso no es un  reclamo ah, sino que es transparentar los datos. Porque claro, tienen dos candidatos reales en la Región: uno es Rosauro Martínez, que es el actual diputado, y nosotros tenemos ahí una gran candidata que es María Paz Oyarzún, me parece bien que compitan, y me parece bien que (Claudio) Eguiluz compita con (Enrique) van Rysselberghe. Lo que nos parece mal, es que en Lota, en Coronel y en Talcahuano no tengan a nadie.
-¿Esta situación podría provocar que se pierdan actuales diputados UDI, como es Jorge Ulloa en el distrito 43?
-No creo, nosotros vamos a hacer nuestra tarea, Ulloa está trabajando, a Ulloa siempre le han apostado a que lo doblan, siempre ha ganado, por lo tanto tiene una performance importante. Pero no hay duda que Renovación tiene que posicionar a alguien, así como tienen que posicionar a alguien con Norambuena y con Bobadilla. Porque, si no, todos los esfuerzos… ¿sabe lo que pasa? Y nosotros los hemos planteado: significa que como vamos a tener que defender nosotros no más en la Región y en los territorios difíciles, nuestros candidatos van a preocuparse de ellos y no van a tener la misma fuerza para proyectarse en la candidatura presidencial,  y eso afecta al candidato presidencial; mientras que si hay dos candidatos, se puede, por lo tanto, montar la campaña presidencial. Pero si vamos a tener que defendernos de los comunistas, de la izquierda, de todo el mundo en Lota, y además nos van a pedir la candidatura presidencial.
-Abril dejó un saldo negativo para el candidato Sebastián Piñera, por sus apariciones desafortunadas en el funeral de una víctima de la delincuencia, sus declaraciones radiales de la hija del ministro Andrés Velasco  y la bajada de Pablo Longueira de su comando… ¿Tiene alguna crítica personal hacia la conducción que Piñera hizo de su campaña durante ese periodo?
-Yo creo que el principal error que cometió Piñera fue creer que la campaña podía comenzar mucho después. Que podía partir en junio. Y por lo tanto, no estructuró un equipo de campaña,  los equipos de campaña son importantes, porque permiten visiones que se anticipan a un escenario. Y aquí no se anticipó a un escenario, le reventó injustamente, a mi juicio, el tema de las Farmacias Ahumada, y ahí se desencadenaron algunos hechos… no se anticipó y no tuvo un discurso adecuado a las circunstancias, cuando tú reaccionas no más, cometes errores.
-Como haber ido a aquel velatorio de la niña donde fue expulsado por sus familiares…
-No… porque ahí, uno… a mí me pasa, comúnmente, en Lota, en Curanilahue, siempre va a haber un dirigente comunista que te va a gritar. Siempre, siempre. Eso es estar en contacto con la gente, digamos. Creer que vas a una población y que no habrá un dirigente de izquierda que te grita, eso no es conocer. Si eso hace la izquierda.
-Pero ¿no fue un recurso electoral muy extremo ir a un velatorio al que no se fue convidado?
-No, por qué no pues, si eso es dar una visita, poder manifestar un mensaje al país. Si para mí lo comprensible es que la gente quiera o crea que los dirigentes de izquierda se van a quedar callados; si los dirigentes de izquierda en los sectores populares atemorizan a la gente, buscan tener un control y la gente no se atreve a expresarse, porque así han actuado siempre. Y cuando uno va, le gritan. Cuando voy a Lota, y estoy en Lota, y nosotros ganamos en Lota, te gritan. Eso es posible manejar. Por lo tanto, yo no digo que vaya 10 veces y le griten 10 veces más, si la izquierda va a hacer siempre eso. Tanto es así, que en la gran asamblea de izquierda que se organizó hace dos semanas, se homenajeó a las personas que le gritaron a Piñera. Son gallos de izquierda que le van a gritar siempre. Cuando Pablo Longueira va a votar a Cerro Navia, lo esperan, lo insultan, lo tratan de agredir. Ésa es la izquierda, siempre lo van a tratar de agredir. Por lo tanto, no por eso uno tiene que dejar de ir.
-Pero pasa con todas las posturas, para el funeral de Pinochet sus partidarios agarraron a una periodista española y casi la golpearon.
-Bueno… pero en general es muy pacífico todo el asunto (en la derecha). Si uno no va a un lugar, porque le van a gritar, entonces…
-Sin llorar no más.
-Pero, de todas maneras, pues.

O’Higgins 680, 4° piso, Oficina 401, Concepción, Región del Biobío, Chile.
Teléfono: (41) 2861577.

SÍGUENOS EN NUESTRAS REDES SOCIALES